Policialesabuso sexual | violencia | Canelones

Un hombre violó a su hijastra desde que tenía 10 años y tuvo dos hijos con ella

El agresor negó la paternidad de los niños nacidos en 2012 y 2013, pero exámenes de ADN confirmaron que es el padre biológico.

La Justicia de Canelones dispuso la prisión preventiva de un hombre que abusó sexualmente de su hijastra desde que la niña tenía 10 años y con quien tuvo dos hijos.

Fue la propia joven que, en diciembre pasado, denunció ante la Unidad de Víctimas y Violencia Doméstica de Santa Rosa, “la insoportable situación de sometimiento físico, psicológico e intimidación a la que fue obligada por su padrastro”, afirma la Fiscalía de 2º turno de Canelones en el pedido de formalización.

El documento fiscal relata el calvario que sufrió la joven desde que tenía 10 años. Durante nueve años, el imputado y la madre de la víctima mantuvieron una relación afectiva. En ese entonces, la denunciante tenía 2 años. El hombre hasta le dio su apellido, pese a no ser su padre biológico.

La pareja se separó y la joven se fue a vivir con su madre. La mujer comenzó una nueva relación afectiva y consiguió trabajo en un tambo. Es ahí cuando le entregó su hija a su expareja, cuando la niña tenía 10 años.

“A partir de los 10 años de edad, luego de los efímeros primeros años de convivencia con su padrastro al que trataba y quería como un padre, ya que al biológico jamás lo conoció, comienzan los años oscuros de miedo y sometimiento sexual, al comienzo manoseos, para pasar luego a relaciones sexuales explícitas”, señala la Fiscalía.

La joven narró que antes de cumplir los 12 años junto a su padrastro se fueron a vivir a la casa de su abuela, madre del imputado. Dijo que dormían en la misma cama y fue ahí cuando la violó por primera vez. “Yo era virgen cuando tuve la primera relación con él. Para mí era raro porque se supone que no se hace eso”, afirma la víctima en parte de su relato.

A los 14 años quedó embarazada por primera vez y en 2012 nació su hijo. El sometimiento sexual continuó y un año después, en 2013, cuando tenía 15 años, tuvo su segundo hijo. El agresor siempre negó la paternidad de los bebés y hasta le hizo inventar un novio que nunca existió, pero una prueba de ADN confirmó que es el padre de los dos niños.

La joven manifestó que si se negaba a mantener relaciones sexuales con el hombre, él le pegaba, muchas veces delante de los niños, que también eran insultados y destratados. La víctima contó que las veces que huyó de la casa del hombre, él la iba a buscar donde estuviese y le gritaba y la amenazaba para que volviera.

Aseguró que no denunció la situación de violencia a la que era sometida por temor a represalias y por falta de contención familiar. Fue su actual pareja quien la apoyó y la contuvo para que realizara la denuncia.

En diciembre pasado, el Juzgado de Familia de 2º turno había dispuesto sobre el hombre una restricción de comunicación y acercamiento a la víctima por el plazo de 200 días.

Ahora, la Fiscalía de Canelones solicitó la formalización del hombre por un delito de abuso sexual especialmente agravado en régimen de reiteración real, con un delito de suposición de estado civil, y como medida cautelar la imposición de la prisión preventiva por un plazo de 200 días.

Dejá tu comentario