InternacionalesMaldonado | Policía | Kirchner

Siguen los operativos para encontrar a los "empresarios K fugados"

El empresario Carlos Ferrari es uno de los que ingresó al país en marzo y no hay registros de su salida.

Los “fugados K” buscados en Uruguay son los empresarios Carlos “Cacho” Ferrari y Oscar Thomas. Ambos están requeridos por el juez Bonadío por integrar la red de coimas que involucra a los Kirchner en el pago de millonarios sobornos para la adjudicación de obra pública.

El juez argentino pidió la captura de ambos hombres en Uruguay y por ese motivo este sábado Interpol allanó dos propiedades vinculadas a los mencionados empresarios: un chalet en Piriápolis ubicado en la falda del Cerro del Burro y un apartamento en un edificio de Punta del Este.

De ambas propiedades los policías de Interpol se llevaron documentos y computadoras.

Lo incautado permanece bajo la órbita de la justicia penal de Maldonado. Además un yate de Ferrari atracado en el Puerto de Piriápolis tiene orden de restricción, es decir, que no se puede mover y permanece con custodia, se trata del “Génesis I”.

Según los registros que maneja la policía uruguaya, “Cacho” Ferrari ingresó al país en marzo y no hay datos sobre su salida.

En su país fue condenando a 4 años de prisión por coimas relacionadas a la concesión de juegos de azar en la provincia de Río Negro.

Está prófugo desde agosto de 2016 y en 2017 registró a su nombre patentes de inventos en Estados Unidos. Fue sobre un sistema de información seguro para el juego de azar, sector al que ha estado estrechamente vinculado.

Respecto al otro empresario buscado no hay registros confiables sobre su ingreso a Uruguay. Se trata de Oscar Thomas, quien fue titular de una represa hidroeléctrica y era hombre confianza de Néstor y Cristina Kirchner. Se lo busca por asociación para delinquir.

Los operativos de Interpol para dar con estos dos hombres continúan en Maldonado con tareas de vigilancia.

Dejá tu comentario