PRÓXIMO VIVO 18:55HS
RECIBÍ EL NEWSLETTER
OBSERVATORIO DE DROGAS

Se registró "gran salto" de consumo de energizante en adolescentes: ¿por qué no lo recomiendan?

Desde el Observatorio Uruguayo de Drogas aseguran que no hay una dosis segura para su consumo en entre los más jóvenes.

05 de agosto de 2022, 16:24hs

Aumentó el consumo de bebidas energizantes y también de tranquilizantes en adolescentes, según la última Encuesta Nacional sobre Consumo de Drogas realizada el año pasado. Además la prevalencia del consumo de alcohol se mantiene en niveles altos.

“Encontramos como un gran salto, desde 2018, que fue el último estudio. Y eso sí sorprendió, porque en realidad el incremento fue de un 40 por ciento. Pasamos de una prevalencia de un 39 a un 50 por ciento. Más de la mitad de los estudiantes consumen bebidas energizantes”, explicó Jessica Ramírez, del Observatorio Uruguayo de Drogas. El aumento ha sido mayor en edades más chicas.

Las bebidas energizantes se consideran una droga, porque tienen un componente psicoactivo que es la cafeína. Sin embargo, su venta es libre. Desde el Observatorio Uruguayo de Drogas se asegura que no hay una dosis segura para su consumo en adolescentes. Tiene una alta proporción de cafeína, tiene guaraná, que también tiene cafeína y azúcar.

“El azúcar que contiene una lata de las que normalmente se comercializa es el doble de la dosis diaria de azúcar recomendado. A su vez con las bebidas energizantes hay una práctica habitual que es el consumo combinado con alcohol. Allí los efectos son contrarios. Un estimulante y un depresor, consume al organismo y enmascara o tapa los efectos del alcohol, y pone en riesgo mayor consumo de alcohol y una intoxicación”, agregó Ramírez.

Siete de cada 10 jóvenes de entre 13 y 17 años dicen haber tenido más de un episodio de intoxicación, en este último estudio, que compara los datos del 2018.

El consumo de alcohol está en primer lugar, luego las bebidas energizantes y en tercer lugar la marihuana, que se mantiene en los mismos niveles desde el 2016.

Por otra parte, también se registra un aumento del consumo de tranquilizantes.

“En el último año hay un 10 por ciento de uso de tranquilizantes sin prescripción médica. Ese uso es más alto en mujeres que en varones. Cuando se les pregunta de qué forma lo obtienen, un 30 por ciento dicen que se los dan los padres directamente. Los padres son los que habilitan ese consumo”, marcó.

Dejá tu comentario