estafador en montevideo

Se hacía pasar por un comisario y pedía dinero a nombre de un centro de jubilados policiales

El estafador, que ya tenía un antecedente por el mismo delito, fue condenado por la Justicia a cumplir 12 meses de libertad a prueba.

La Justicia condenó a un estafador que se hacía pasar por un comisario de la seccional 14 de Montevideo y pedía colaboración a nombre del Centro Social y Cultural de Jubilados de Tropa de la Policía del Uruguay (Cejupol).

La investigación comenzó tras la denuncia de la dueña de una heladería del barrio Carrasco, quien recibió en el comercio la visita del hombre, que se hizo pasar por comisario y pidió colaboración a nombre de Cejupol. La denunciante manifestó que desde hace aproximadamente 10 años, una vez al mes, el ahora condenado iba hasta el comercio y exigía dinero: 1.000, 2.000 y hasta 5.000.

En una oportunidad la víctima entregó 1.000 pesos, pero últimamente el hombre llamaba de forma agresiva a los empleados y los extorsionaba. Incluso llegó a pedir la recarga de una garrafa de 13 kilogramos para la seccional ya que se habían quedado sin gas, informó el Ministerio del Interior.

La denunciante aportó uno de los bonos colaboración que estaba firmado con datos del estafador y así se logró su identificación.

Se trata de un hombre de 55 años, con un antecedente penal de 1995 por un delito de estafa y a su vez con cinco indagatorias por estafas de similares características.

La Policía allanó su vivienda en Timote entre Turubi y Faramiñan del barrio Nuevo París, donde fue detenido e incautó ocho bonos de colaboración policial pertenecientes a Cejupol.

Analizados los bonos incautados en el allanamiento permitió identificar a otras cinco víctimas de estafa con mismo modus operandi.

La Justicia condenó al delincuente a cumplir 12 meses de libertad a prueba, afirmó Interior.

Temas de la nota

Dejá tu comentario