CASACIÓN

Mansión del sexo: Suprema Corte de Justicia confirmó la condena de seis personas

Quedaron firmes las condenas de entre ocho y 25 años para cuatro hombres y dos mujeres por el asesinato del profesor Vaz en 2018 en Punta del Este.

La Suprema Corte de Justicia (SCJ) emitió un dictamen en casación que confirmó las condenas de seis personas por el caso conocido como “la mansión del sexo”, por el asesinato del profesor de inglés Edwar Vaz, ocurrido el 9 de julio de 2018 en Punta del Este.

Por el crimen, en 2020 fueron condenadas Lulukhy Moraes, a una pena de 24 años de cárcel como coautora de homicidio muy especialmente agravado por el vínculo y también por premeditación y alevosía, y promesa de remuneración.

Moraes planeó el homicidio de su exesposo y para ello contactó a dos sicarios que mataron a Vaz. Uno de ellos cobró 7.000 pesos y el otro 3.000 pesos.

Los otros condenados son Mauro Machado, pareja de Moraes en el momento del crimen, condenado a la misma pena de 24 años y por los mismos delitos que la mujer.

Leticia Giachino, amiga de Moraes, quien fue condenada a prisión por 8 años como cómplice. Mathías Guarteche fue condenado a 24 años de penitenciaría por homicidio muy especialmente agravado.

Carlos Alberti, que fue quien tocó timbre en la casa de Vaz cuando fue muerto de dos disparos, fue sentenciado a 25 años de cárcel. Franco Silvera, fue imputado como cómplice y fue condenado a prisión por 8 años.

La SCJ afirma que “corresponde desestimar los sendos recursos interpuestos por las defensas particulares de los condenados”. Además, “la conducta procesal de las partes no amerita la especial imposición de sanciones”.

El autor material del asesinato fue juzgado por separado de los demás implicados en el crimen. El sicario que apretó el gatillo fue condenado a principios de mayo a 30 años de prisión.

En el caso, trabajó el fiscal de Maldonado, Sebastián Robles, con el apoyo del equipo de Litigación Estratégica de la Fiscalía.

sent_scj_10-05-2022_homicidio-lulukhy_casacion_mansion-del-sexo.pdf

Dejá tu comentario