DeportesSensación Mundial 2018

Grandes goleadas que hicieron historia en las Copas del Mundo

Hungría: sinónimo de gol, obtuvo dos de las tres grandes goleadas. Suiza 54: el mundial de los goles, 140 anotaciones en solo 26 partidos.

Hace 32 años que los magyares no clasifican a un mundial, pero la eficacia goleadora de otros tiempos los mantiene al tope de algunas marcas históricas.

La mayor goleada en un mundial fue el 10 a 1 de Hungría a El Salvador en España 82. Los húngaros hicieron siete de los diez goles en el complemento, destacándose el hat trick de Laszlo Kiss, que jugó 35 minutos y marcó sus goles en solo siete minutos. Luis Ramírez logró el gol del honor para los salvadoreños.

Hubo dos partidos más con nueve goles a favor del ganador en un mundial. El primero fue el debut de Hungría en Suiza 54. El equipo de Puskas venció 9 a 0 a Corea del Sur en Zurich.

El otro 9 a 0 ocurrió 20 años después en Gelserkirchen, Alemania, donde Yugoslavia derrotó a Zaire, como se denominaba la actual República Democrática del Congo.

A los 21 minutos los balcánicos ganaban 3 a 0. Vidnic, técnico yugoslavo que dirigía a Zaire, decidió cambiar al arquero Muamba, haciendo entrar a Tubilandu. Sin embargo al minuto de entrar a Tubilandu ya le hicieron un gol.

Otros tres partidos terminaron 8 a 0: Alemania-Arabia Saudita en 2002, Uruguay- Bolivia en el 50 y Suecia-Cuba en el 38.

Pero el partido con ocho goles más estremecedor en décadas ocurrió en el último mundial, donde Alemania goleó 7 a 1 a Brasil en la semifinal jugada en Belo Horizonte. Este partido representó el mayor fracaso de Brasil desde el 50. Y de paso le permitió a Alemania ser la selección más goleadora de la historia, superando al propio Brasil: 224 goles contra 221.

El partido con más goles se disputó en Lausana, Suiza, entre el local y Austria por el mundial 54. A los 19 minutos los helvéticos ganaban 3 a 0, pero en menos de 15 minutos los austriacos lo dieron vuelta. El juego terminó 7 a 5 a favor de Austria.

La referencia permanente al 54 se debe a que fue el mundial con mejor promedio de gol de todos los tiempos: más de 5 por partido. Se anotaron 140 goles en solo 26 partidos. El Equipo de Oro de Hungría aportó 27 goles, récord de anotaciones en una sola competencia.

El segundo más goleador fue Alemania Federal, que hizo 25 también en Suiza 54, donde ganó su primera copa.

La selección uruguaya también aportó su cuota de gol en ese mundial: 16 en 5 partidos, incluyendo una goleada 7 a 0 a Escocia y un triunfo 4 a 2 ante Inglaterra. Fue la equipo celeste más goleador en todas las Copas del Mundo.

La máquina húngara fue la que le quitó el invicto de 11 partidos que Uruguay arrastraba desde el 30, con la victoria en el alargue por 4 a 2 en Lausana. Durante muchos años ese fue considerado el Partido del Siglo.

28 años después del mundial de Suiza se quebró el récord de goles anotados, con los 146 marcados en España 82 en 52 partidos.

Dicha marca se superó nuevamente en Francia 98, donde se anotaron 171 goles, pero en 64 partidos.

Solo en Brasil 2014 se igualó el récord de goles anotados en Francia, con el 171 anotado por Mario Goetze en la final ante Argentina. Uno de los tantos desafíos pendientes para los participantes de Rusia 18.

Dejá tu comentario