Policiales Fernando Cristino | Amenazas de muerte | Fiscalía

Fernando Cristino fue detenido e internado en el Vilardebó tras un incidente en hotel de Punta Carretas

El relacionista público insultó y amenazó a un recepcionista de un hotel. Se desacató y agredió a un subcomisario.

El empresario y relacionista público, Fernando Cristino, fue detenido en la noche de este miércoles tras protagonizar un incidente en Punta Carretas.

Según supo Subrayado, Cristino insultó y amenazó al recepcionista de un hotel ubicado en la calle José Luis Zorrilla de San Martín.

La denuncia fue presentada ante la Seccional 10ª. La víctima le dijo a la Policía que las amenazas comenzaron cuando sobre las 23 horas del miércoles no le permitió alojarse y le reclamó una deuda anterior en dólares.

“Te voy a matar, salí para afuera te voy a romper todo”, dijo Cristino, según la denuncia a la que accedió Subrayado.

El recepcionista del hotel aseguró que a mediados de junio Cristino había tenido una conducta similar, también con amenazas de muerte: “Te voy a pegar un tiro”, dijo en aquella ocasión, según consta en la denuncia.

Cuando los policías actuantes van a hablar con el empresario, este reaccionó de forma violenta, por lo que fue detenido.

Los policías que detuvieron a Cristino indicaron que el empresario dijo tener amistad "con Jorgito" y con “Luisito”, intentando invocar de esa forma al ministro del Interior Jorge Larrañaga y al presidente Luis Lacalle Pou.

Cristino fue trasladado a la policlínica de Capitán Tula, en Piedras Blancas -como es habitual- para constatar lesiones. Pero en el camino dijo que sentía dolor en el pecho y comenzó a golpear puertas y ventanas del patrullero. Al llegar al centro de salud se tiró en el piso y lanzó patadas al personal de la salud y los policías.

Luego, ya en la seccional 10ª de Pocitos, dijo que era íntimo amigo del comisario y que por eso debían tener con él un trato preferencial. Cristino pasó la noche en la comisaría y cuando despertó 7.30 de la mañana estaba alterado y agresivo, según consta en la denuncia.

Los policías le intentaron dar café, pero el empresario se puso violento y cuando el subcomisario lo intentó esposar lo golpeó en la cara, el codo y ambos antebrazos.

El oficial lo denunció por atentado y lesiones personales. Le informó lo sucedido al fiscal Diego Pérez y éste ordenó la internación de Cristino en el hospital Vilardebó. El fiscal decidió citarlo a declarar recién después de tener el informe psiquiátrico correspondiente.

Dejá tu comentario