Internacionales Chile | Ejército | Santiago

Ejército anuncia toque de queda por cuarto día en medio de protestas

Lo decretaron en medio del "estado de emergencia" que dictaminó el gobierno para frenar un estallido social que suma ya 15 muertos.

Las Fuerzas Armadas a cargo de la seguridad de Santiago decretó este martes por cuarto día consecutivo toque de queda nocturno, en medio del "estado de emergencia" decretado por el gobierno para frenar un estallido social que suma ya 15 muertos.

"La Jefatura de la Defensa Nacional Región Metropolitana informa a la ciudadanía que el martes 22 de octubre habrá Toque de Queda desde las 20:00 hrs (23H00 GMT) hasta las 05:00 hrs del día miércoles 23 de octubre", informó el Ejército en su cuenta en Twitter.

Embed

El número de fallecidos en las violentas protestas que afectan Chile aumentó a 15, sumando tres víctimas al anterior reporte oficial, informó este martes el gobierno.

"Tenemos un total a nivel nacional de 15 fallecidos, once de ellos en la región Metropolitana (...) asociados a quemas y saqueos, principalmente de centros comerciales", señaló el subsecretario de Interior, Rodrigo Ubilla, en rueda de prensa. De los decesos ocurridos fuera de la capital, tres fueron por impacto de bala, precisó.

EL ORIGEN

Las protestas empezaron cuando Sebastián Piñera decidió subir el precio del pasaje del Metro en 30 pesos, llegando a un máximo de 830 pesos (US$1,17 aproximadamente). La suba representó unos 5 centavos de dólar.

Por redes sociales, se inició una campaña para evadir el pago de manera masiva, lo que alentó a los estudiantes y grupos radicales de tendencia anarquista a convocar a la rebelión ciudadana.

EL SALDO

El metro, que transporta diariamente a 2,8 millones de personas, sigue suspendido, salvo la línea 1, que opera parcialmente. Los ataques al metro de Santiago dejaron destrozos por al menos 270 millones de euros.

Al menos 1.333 personas han sido detenidas y 88 heridas con armas de fuego.

LA ECONOMÍA

El dólar se disparó y la bolsa se desplomó un 4,6%.

Más allá del precio del boleto, lo que hay detrás de la desobediencia ciudadana es la inequidad en el país.

Según reveló la última edición del informe Panorama Social de América Latina elaborado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), el 1% más adinerado del país se quedó con el 26,5% de la riqueza en 2017, mientras que el 50% de los hogares de menores ingresos accedió solo al 2,1% de la riqueza neta del país.

Por otra parte, el sueldo mínimo en Chile es de 301.000 pesos (US$423) mientras que, según el Instituto Nacional de Estadísticas de Chile, la mitad de los trabajadores en ese país recibe un sueldo igual o inferior a 400.000 pesos (US$562) al mes.

TRANSPORTE

Se considera que el transporte público en Chile es uno de los más caros en función al ingreso medio.

Así lo determinó un reciente estudio de la Universidad Diego Portales, de un total de 56 países alrededor del mundo, Chile es el noveno más caro.

Así, hay familias de bajos recursos que pueden gastar casi un 30% de su sueldo en transportarse, mientras que dentro del nivel socioeconómico más rico, el porcentaje de gasto puede ser menos de un 2%

La red de transporte "transantiago" (hoy renombrado como Red Metropolitana de Movilidad) se creó hace 12 años con la promesa inicial de ser un transporte público de calidad, sustentable y sin subsidios estatales.

Sin embargo, hoy representa uno de los mayores problemas que enfrenta la capital de Chile, Santiago.

Hoy, el sistema sigue generando déficit (3.000 millones de pesos en 2018) y sus índices de evasión continúan siendo altos: en el segundo trimestre de este año, el porcentaje de evasión fue de un 25,7%.

SISTEMA PREVISIONAL

"El 80% de las personas en Chile recibe pensiones que son menores al sueldo mínimo", según datos de la Fundación Chile 21

La idea original, cuando se creó el sistema mixto en 1982, fue que se cobrara el 70% del salario de los últimos cinco años. "Eso no está sucediendo", reconoció Piñera.

En 2016, salieron a protestar a la calle unas 600.000 personas que exigían el fin de las AFP.

SALUD

Según la Encuesta de Caracterización Socioeconómica Nacional (Casen), las personas afiliadas a FONASA alcanzan el 80%, mientras que las que tienen acceso al sistema privado de ISAPRE representan menos del 20%.

En las Isapres los reclamos tienen que ver con el alza de precios de los planes de salud, la baja cobertura, las preexistencias y el acceso restringido a centros de salud.

Por otra parte, la ausencia de hospitales y especialistas, la atención primaria de salud para prevenir enfermedades y la necesidad de reducir las listas de espera que, durante los últimos años, ha aumentado a casi dos millones de personas.

En un discurso en 2018, el presidente Piñera aseguró que "más de tres cuartas partes de la ciudadanía no está satisfecha con la gestión gubernamental en salud y existen razones fundadas para ello".

PRECIOS

Colusiones entre empresas para fijar precios de sus productos, evasión de impuestos de grandes compañías y el destape de la corrupción en diversas instituciones son parte de los escándalos que se han apoderado de la portada de los diarios chilenos en los últimos años.

Respecto a la colusión, uno de los casos que generó mayor impacto fue el de las farmacias en 2008.

Según una investigación realizada por la Fiscalía Nacional Económica, tres grandes cadenas —Farmacias Ahumada (FASA), Cruz Verde y Salcobrand— se habían puesto de acuerdo en alzas concertadas en los precios de al menos 222 medicamentos, preferentemente para tratar enfermedades crónicas.

Lo mismo sucedió en el caso del papel higiénico, donde dos grandes empresas que controlaban la industria —Papeles Industriales (PISA) y CMPC Tissue— se pusieron de acuerdo para fijar el precio de este producto por más de una década en supermercados, farmacias y cadenas mayoristas.

De acuerdo con la investigación, con esta maniobra las empresas ganaron alrededor de US$23 millones cada una.

CORRUPCIÓN

En aquella ocasión, tanto la coalición política de derecha (con el Caso Penta y SQM) como el propio gobierno de Michelle Bachelet (con el caso Caval) estuvieron salpicados por temas relativos a financiamientos ilegales de campañas políticas y boletas falsas.

La lista de corrupción siguió en 2018 con el Ejército de Chile, donde se procesó a diversas autoridades por malversación de fondos públicos. Poco tiempo después salió a la luz un fraude en Carabineros, la fuerza policial chilena.

Según la cientista política Gloria de la Fuente, hoy casi el 80% de las personas dice que la administración del Estado es "corrupta o muy corrupta".

FUENTE: AFP

Dejá tu comentario