DeportesFútbol Uruguayo | Cerro Largo | Washington Aguerre

Washington Aguerre, arquero de Cerro Largo, pide disculpas a hinchas de Nacional

"Ojalá pueda sentar cabeza y aprenda de mis errores", comentó el jugador que recibió amenazas telefónicas para él y su hijo de 6 años.

El arquero de Cerro Largo, Washington Aguerre, pidió disculpas públicas al Club Nacional de Fútbol por las provocaciones llevadas a cabo en el Parque Central el pasado fin de semana durante el partido por el Torneo Clausura.

"No tengo nada contra Nacional. Les quiero pedir perdón por eso gesot, por ese momento", señaló el jugador al suplemento Ovación.

"Ya han hablado mucho conmigo por este tena; el cuerpo técnico, los compañeros, Carlos Bueno. Fue una lástima lo que hice. No pude disfrutar del triunfo".

Formado en las inferiores del Club Peñarol, Aguerre hizo gestos que indignaron a los hinchas tricolores. Mostraba los cinco dedos -la señal del quinquenio aurinegro- entre otros gestos provocativos.

La situación derivó en la condena del hecho a todo nivel, incluso por el propio director técnico de Cerro Largo, Danielo Nuñez.

No era la primera vez que Aguerre se comprotaba de esa manera. Hizo lo mismo en el partido en el que Nacional visitó el Estadio Ubilla.

El deportista sufrió en carne propia las consecuencias de sus actos de incitación a la violencia.

Su número de teléfono se viralizó y recibió todo tipo de amenazas para él y su familia.

Aguerre tiene un hijo de 6 años que vive en Florida. Según su relato, no podrá ir a la escuela por seguridad .

El jugador habló con Lorenzo. El niño había visto el partido, e incluso el incidente protagonizado por su padre.

Aguerre intentó explicarle a los abuelos -que viven con el menor- lo sucedido en el Gran Parque Central.

"Ojalá pueda sentar cabeza y aprenda de mis errores", comentó.

"Me fui a la concentración y me encerré en el cuarto. Al otro día, lo primero que pensé fue en mi hijo. Él no tiene nada que ver con esto".

El arquero, de 26 años, recordó que tras ser expulsado -con el partido ya terminado- llamó a todos sus compañeros y al cuerpo técnico para tener "una larga charla".

"Pensé mucho en lo que hice, No me suma para nada", dijo. "Es hora de dejar esas boludeces, esas bobadas. Quiero crecer como jugador y persona. Quiero triunfar en el fútbol".

Dejá tu comentario