Nacional

Temporada de verano récord con cambios en los hábitos de los turistas

Siguiendo la tendencia mundial las estadías son más cortas, programadas en distintos lugares y con mayor control de gastos.

Según publica diario El Observador el Ministerio de Turismo no tiene dudas que de mantenerse las previsiones que le han hecho llegar los agentes privados, la actual será una zafra récord.

El presidente de la Cámara Uruguaya de Turismo, Juan Martínez, comentó al matutino que el desempeño de la temporada es "muy bueno", pero precisó que apenas van menos de 10 de los 90 días que comprende el fuerte de la zafra estival.

Añadió que la ocupación hotelera fue casi total en la zona costera, pero que las empresas de transporte carretero y city tours muestran un desempeño “inferior” a la temporada anterior.

Además comentó que para la segunda quincena de enero hay “buenas perspectivas de reservas” en los hoteles, mientras que para febrero el ritmo viene “bastante lento”.

Hablando del origen de los turistas, hay entre 10 y 15% más de argentinos en hoteles respecto al año pasado, una fuerte presencia de brasileños en Montevideo y zonas costeras.

El director de Casaseneleste.com, Baltasar Urrestarazu, comentó que estiman que durante esta zafra estival llegarán a Uruguay entre 16% y 20% más turistas que un año atrás, y que se incrementará el número de argentinos entre 26% y 30% respecto a la temporada anterior.

Por otro lado, según publica diario El Observador, operadores privados y el propio gobierno coinciden que existe una nueva tendencia por la cual los turistas eligen más de un destino para vacacionar y acortan los tiempos de estadía en cada lugar.

Urrestarazu dijo al matutino que "Es algo bastante genérico y habla a las claras que los visitantes prefieren ir cinco días a un lugar y luego trasladarse a otro lugar por un período similar". Esta nueva forma se ve con mayor fuerza entre los jóvenes, quienes prefieren pasar sus vacaciones en tres o cuatro balnearios, lo que benefició el negocio de los hostels.

Si bien las inmobiliarias y los particulares se muestran resistentes a aceptar estadías menores a 10 días o una quincena, lentamente se están adaptando a este nuevo fenómeno, cobrando una tarifa un poco mayor, según explicó Urrestarazu.

Benjamín Liberoff dijo a El Observador que lo que sucede en Uruguay con el tiempo de las estadías es “un fenómeno global”.

Por otro lado, el presidente de la Cámara Uruguaya de Turismo comentó que se percibe también una conducta de "controlar el gasto" diario que realizan los visitantes extranjeros y uruguayos.

Foto: archivo

Dejá tu comentario