Se requieren dos años de prisión contra antiguo colaborador de Ghosn en Nissan

La fiscalía pidió este miércoles dos años de prisión firme contra Greg Kelly, un excolaborador estadounidense de Carlos Ghosn, juzgado desde hace un año en Tokio por supuestas malversaciones financieras del fabricante japonés de automóviles Nissan.

La fiscalía pidió este miércoles dos años de prisión firme contra Greg Kelly, un excolaborador estadounidense de Carlos Ghosn, juzgado desde hace un año en Tokio por supuestas malversaciones financieras del fabricante japonés de automóviles Nissan.

Detenido en noviembre de 2018 junto con el presidente ejecutivo de entonces de la alianza automovilística Renault-Nissan-Mitsubishi Motors poco después de su aterrizaje en Tokio, el jurista, de 65 años, ocupaba solo un rol secundario en este caso.

Pero se encontró en primera línea frente a la justicia japonesa desde la huida rocambolesca al Líbano a finales de 2019 del principal acusado, Carlos Ghosn, que se escondió en una caja de material audio para escapar de los controles aeroportuarios en Japón.

Según la ley japonesa, Kelly se enfrenta teóricamente a hasta diez años de prisión por haber ayudado a Ghosn -según los fiscales japoneses- a ocultar entre 2010 y 2018 a las autoridades bursátiles niponas alrededor de 9.000 millones de yenes (unos 82 millones de dólares en el curso actual), remuneración que Nissan tenía previsto pagarle posteriormente.

Los alegatos finales de la defensa están previstos para el 27 de octubre, y la sentencia podría tardar varios meses.

Al igual que Ghosn, Kelly se declara inocente desde el principio, aunque siempre admitió que se examinaba a nivel interno cómo aumentar legalmente las remuneraciones de Ghosn.

Vive en Tokio, en libertad bajo fianza, desde finales de 2018, con la prohibición de abandonar el territorio japonés durante el procedimiento penal en curso.

etb/mac/pz/mab/erl

NISSAN MOTOR

FUENTE: AFP

Temas de la nota

Dejá tu comentario