Política Julio Sanguinetti | LUC | Referéndum

Sanguinetti considera campaña de firmas contra la LUC como un "operativo desestabilizador"

Pone en duda los resultados calificando las adhesiones anunciadas como "cifras publicitarias". Acusa al FA de "gimnasia opositora"

En el portal Correo de los Viernes, el líder colorado escribió que la recolección de adhesiones para derogar artículo de la Ley de Urgente Consideración (LUC), la cual -dijo- “va tomando el color de un operativo desestabilizador”. Calificó la campaña como "una absurda empresa".

“Lo que comenzó como un ejercicio gimnástico hoy va tomando el color de un operativo desestabilizador”, afirmó. “No digo que fuera esa la intención inicial de los promotores. Pero hoy, como están las cosas, doblarle el brazo a la Policía es abandonar a la ciudadanía”.

El expresidente cree que “el país está frente a un riesgo serio”. Es una “operación política que puede tener consecuencias muy dramáticas”.

Y agregó: Cada día está más claro que simplemente quieren hacer gimnasia opositora y eventualmente trancar al gobierno en su gestión, con daño muy severo para la ciudadanía”.

En la última semana la Comisión Pro Referéndum anunció la obtención de 445.000 firmas en un nuevo avance de campaña registrado después del 1° de marzo. La última vez que se habían dado a conocer cifras fu a fines de marzo y eran 270.000. Se necesitarán 700.000 antes del 9 de julio, fecha límite coincidente con la aprobación de la Ley a la que se le quiere poner en cuestión 135 de sus artículos.

Puso como ejemplo la campaña contra los artículos de seguridad dentro de la LUC, Si la oposición tuviera éxito en su campaña " tirarían fuegos artificiales los narcos” junto a los militantes del FA.

Para el exmandatario en este momento la Policía es “la institución más respetada del país” y derogar los artículos propuestos implicaría “un estímulo vigoroso a la delincuencia, paralelo al desaliento que se le genera a la Policía”.

Sanguinetti cuestiona la intención de derogar los artículos relacionados a la educación.

Se pregunta si “es tan malo que las ramas de la enseñanza sean conducidas por un Director General y no por aquellos ‘consejitos’ deliberativos, en que los miembros gremiales tenían, de hecho, el veto para todo cambio”.

En materia de trabajo, Sanguinetti se enfocó en las modificaciones del derecho a huelga y opina que protegen a quienes deciden no adherirse a la medida así como a los directores de las empresas.

"Esto no es restringir la acción sindical sino proteger la vida normal de la ciudadanía”, concluyó.

Lee aquí la columna completa "Ante un tremendo riesgo"

Dejá tu comentario