Internacionales

Sacó fotos de un accidente para subir a Facebook y la victima era su hijo

Juan Francisco González tenía 22 años. Lo mató un Mini Cooper conducido por una adolescente.


Un hombre pasó por un accidente de ruta y sacó fotos para conscientizar en sus redes sociales, pero luego dse enteró que el fallecido era su hijo, de 22 años.

El hecho ocurrió en Posadas, Argentina, en donde un Mini Cooper conducido por una chica de 15 años atropelló al motociclista.

El hecho impactó no sólo por el infortunio del hombre y su hijo, sino también por la respuesta de la adolescente, cuyo automóvil era un regalo de cumpleaños.

Como era esperable, la joven no tenía licencia habilitada y al darse cuenta de lo que había hecho antes de cualquier cosa respondió a los ataques en Twitter y Facebook: "que sigan cutiendo", escribió para luego exolicar que no s epuede opinar sin haber estado allí.

la victima Juan Francisco González murió en el lugar, junto a su moto Gillera 110cc.

"Le saqué fotos al Mini Cooper sin saber que era del accidente de mi hijo", dijo el padre del joven atropellado en Misiones. "Subí la foto al Facebook", agregó.

Pedro González, el padre, es un policía provincial retirado. Veía de comer cuando se encontró con el accidente.

"Escribí a mis seguidores para alertar a los conductores y contribuir con la toma de conciencia", afirmó.

Poco después, recibió un llamado de la policía para notificarlo de que su hijo "había fallecido en un accidente de tránsito".

El exagente criticó al padre de la adolescente quien agasajó a su hija "con un arma para matar".

"Acá hay una persona mayor. Tendría que existir la figura de homicidio doloso [para estos casos]. Este criminal le regaló esto a su hija, tiene que estar detenido", exigió González en declaraciones a la prensa local.

En la normativa argentina se puede responsabilizar en la órbita civil, pero no en la penal.

El "accidente" se produjo a las 0.30 de ayer en un tramo urbano de la ruta nacional 12 conocido como avenida Luis Quaranta, en inmediaciones de la terminal de ómnibus de la capital de Misiones.

El padre de la adolescente que protagonizó la tragedia de Posadas había sido noticia en 2014, cuando Gendarmería allanó su concesionaria porque sospechaba que tenía vínculos con una banda que traficaba droga en vehículos con doble fondo.

La adolescente se negó a realizarse un test de alcoholemia, estuvo detenida una horas y fue restituida a su familia por orden del juez de menores César Raúl Jiménez,.

Ella no tenía licencia de conducir, debido a su edad y tampoco contaba al momento del siniestro con póliza de seguro ni cédula verde del vehículo, patente NOF-453.

Testigos del hecho dijeron que la adolescente cruzó el semáforo en rojo antes de impactar de frente con la moto conducida por González. La víctima se dirigía a su trabajo, en una estación de servicio YPF próxima al lugar.

Dejá tu comentario