Por primera vez en 30 años un gobierno decreta esencialidad en la educación

Entrará a regir el miércoles y por 30 días. Abarca primaria, secundaria y UTU. Tras el Consejo de Ministros lo anunció la ministra María J. Muñoz.

La ministra de Educación, María Julia Muñoz, informo este mediodía que el gobierno decretó la esencialidad en la educación pública. Es la primera vez que se acudirá a esta herramienta en los 30 años desde el regreso de la democracia.

El decreto- que debe emitir el Ministerio de Trabajo- entrará en vigencia el miércoles 26 y regirá por 30 días.  Abarcará a la educación inicial, primaria, secundaria y Universidad del Trabajo.

"La esencialidad rige a partir del miércoles 26 y significa la obligatoriedad de concurrir a dictar las clases", señaló la ministra.

El decreto es por 30 días, pero según advirtió Muñoz "pueden negociarse tiempos menores en la medida que acordemos" con los sindicatos.

La ministra prefirió no dar detalles sobre qué medidas se pueden aplicar en caso de que los docentes no concurran.

"Todos desearíamos que los salarios de las personas que se brindan a la educación fueran lo más alto posible, ésta es la más alta posibilidad que el gobierno tiene y pensamos que va a ser aceptada", aseguró, sobre la propuesta del gobierno, rechazada por los gremios.

"El Estado debe garantizar el derecho a la educación como un derecho esencial, como un derecho básico. Esto no quiere decir que se corte ningún camino de dialogo solo que las medidas presupuestales tomadas son las máximas que maneja el Ejecutivo en este tiempo", señaló la ministra de Educación María Julia Muñoz.

Muñoz añadió que "los salarios van sujetos a compromisos de mejorar la calidad, la calidad de los procesos educativos y la calidad de la educación".

Los gremios de la enseñanza habían definido una semana plagada de paros que afectaba las clases en todo el país. El cronograma establecido hasta el momento era el siguiente:

SALARIO DE $ 25.000. Los sindicatos de la educación rechazaron la propuesta salarial del gobierno realizada el viernes último.  La Administración Vázquez ofrecía un salario de 25.000 pesos por un convenio a dos años, pero los gremios solicitaban 30.000. También rechazaron cláusulas por objetivos de gestión y de paz salarial.

En esa línea, la ministra dijo que "el compromiso del viernes se mantiene y mantenemos las puertas abiertas para seguir dialogando".

Los partidos políticos con representación parlamentaria han coincidido en la pertinencia de convocar a la esencialidad por decreto. 

 

Dejá tu comentario