Política Adrián Peña | Cabildo Abierto | forestación

Nuevo decreto de forestación no convence a Cabildo Abierto, que espera por los votos del FA

Cabildo Abierto insiste con su proyecto y espera al FA para votarlo en el Senado. Si se aprueba enfrentará el veto de Lacalle Pou.

El ministro de Ambiente, Adrián Peña y el de Ganadería, Agricultura y Pesca, Fernando Mattos, presentaron a los senadores de la Comisión de Ganadería, Agricultura y Pesca un nuevo decreto que busca regular la actividad forestal en Uruguay.

La presentación ocurre justo en momentos en que Cabildo Abierto busca aprobar antes de fin de año en el Senado su proyecto de ley forestal para regular esta actividad.

La intención del gobierno es que los proyectos forestales que sean menores a 100 hectáreas requieran de un control ambiental de la Dirección Nacional de Medio Ambiente (Dinama). Hoy, solo los proyectos mayores a las 100 hectáreas necesitan de una aprobación del Ministerio de Ambiente.

Por otro lado, el Poder Ejecutivo agregó una serie de controles ambientales a los terrenos forestales mayores a las 100 hectáreas. En este caso se realizarán controles ambientales en materia de suelos, pero también sobre la calidad dela gua, la biodiversidad y el “valor patrimonial” de los mismos.

Peña señaló que es necesario “ajustar nuevamente los criterios (para la forestación) en la medida que Uruguay viene incorporando información y conocimiento” en materia de producción.

Por otro lado el decreto, que ya tienen la firma del presidente Luis Lacalle Pou, establece que todos los proyectos forestales mayores a 100 hectáreas deban pasar por un control ambiental, incluso aquellos que son de antes de 1994 y que se plantee la reforestación. Hoy, a los proyectos agropecuarios previos a esta fecha no se les exige este tipo de estudio.

“Es una herramienta que no necesita de una nueva ley. Las decisiones tienen un fundamento técnico, son decisiones políticas sí, pero son decisiones que tienen un sustento y un fundamento basado en el estudio técnico”, señaló Peña. “Dónde se planta, dónde no se planta y cómo no se debe plantar, es restringido por decisiones técnicas”, agregó el secretario de Estado.

El ministro de Ganadería coincidió con Peña en que el decreto busca un “equilibrio entre lo que es la dimensión ambiental” y “el estudio técnico de los suelos aptos para la aplicación de la forestación”. Mattos consideró que la categorización de los suelos de acuerdo a su capacidad productiva y la incorporación del componente ambiental busca los equilibrios del sector, de forma de “respetar los compromisos asumidos por el país respecto a la política agropecuaria”.

Acceda al decreto del gobierno:

DECRETO FORESTACIÓN.pdf

DIFERENCIAS EN CABILDO

La propuesta del gobierno ya generó diferencias a la interna de la coalición. El senador de Cabildo Abierto, Guillermo Domenech, que integra la Comisión de Ganadería, Agricultura y Pesca, señaló en rueda de prensa que la iniciativa “facilita de alguna forma que hasta las 200.000 hectáreas de una zona de agricultura, lechería y ganadería puedan ser forestadas”. Y agregó: “Nosotros no lo miramos con buenos ojos”.

En este sentido, Domenech anunció que su partido seguirá adelante con su proyecto de ley que ya fue aprobado en Diputados con los votos de Cabildo y del Frente Amplio. “Tenemos decidido seguir adelante con este proyecto que lo que pretende es proteger a los pequeños y medianos productores del país ante una embestida de una forestación que está financiada y que concentra enormemente la propiedad de la tierra”, aseguró.

DOMENECH PROYECTO FORESTAL

¿QUÉ VOTA EL FA?

El senador del Frente Amplio Alejandro Sánchez confirmó que el FA se inclina por votar el proyecto de ley de Cabildo Abierto, aunque este lunes no estaban todos los votos de la oposición para aprobar en texto en la Comisión del Senado. El senador Danilo Astori, que integra la Comisión, no fue este lunes y no pidió licencia para que vaya su suplente, según pudo saber Subrayado con base en fuentes políticas.

En la próxima reunión de la Comisión se volverá a plantear la votación del proyecto de Cabildo Abierto. Para que se apruebe el proyecto en el Plenario del Senado se requieren 16 votos: los 13 del FA más los tres de Cabildo Abierto.

De todas formas, fuentes de Presidencia confirmaron a Subrayado que en caso de que se apruebe este proyecto, el presidente Lacalle Pou lo vetará y quedará sin efecto.

PACHA SANCHEZ FORESTAL

Dejá tu comentario