Internacionales

Los príncipes se casaron, ¿y ahora qué?

Los nuevos duques de Cambridge se dieron el "sí quiero" frente al altar de la abadía de Westminster, tras lo cual el arzobispo de Canterbury les declaró marido y mujer.

 

El príncipe William y Kate Middleton se besaron en el balcón del palacio de Buckingham y de esa manera ofrecieron a la población el momento más esperado de la jornada de la boda real.

La pareja repitió la escena de los padres de William-el príncipe Carlos y Diana de Gales en julio de 1981- al darse un beso ante miles de personas que gritaban "William y Catherine", informa EFE.

Acompañados por sus familiares, incluida la reina Isabel II, y aclamados por una muchedumbre entusiasta de cientos de miles de personas, William y Kate ofrecieron al público un segundo beso mientras se llevaba a cabo el desfile aéra.

El balcón fue adornado por una cortina de color carmesí y contaba con ribetes amarillos, color que sintoniza con los tonos dorados de algunas de las rejas de la residencia oficial de Isabel II.

Tras la ceremonia religiosa en Westminster, William y Kate se habían dirigido en carroza dorada descubierta, tirada por cuatro caballos grises, al palacio de Buckingham. Contrariamente a lo temido, la lluvia no empañó el recorrido del cortejo nupcial.

EFE

Dejá tu comentario