AFP

La sombra de un segundo fracaso en el Tour de Francia planea sobre el Ineos

Los líderes cambian, pero no por ahora los resultados: el equipo Ineos, primera potencia financiera del pelotón, corre el riesgo de ver como se le escapa el Tour de Francia por segundo año consecutivo.

Los líderes cambian, pero no por ahora los resultados: el equipo Ineos, primera potencia financiera del pelotón, corre el riesgo de ver como se le escapa el Tour de Francia por segundo año consecutivo.

Impresionante en las dos etapas alpinas, el esloveno Tadej Pogacar es el principal favorito a repetir el triunfo del año pasado, pese a que en el inicio de la carrera en Brest, el Ineos presentaba a priori un equipo fortísimo para recuperar el dominio en la Grande Boucle.

"Estamos en territorio desconocido", admite Dave Brailsford, patrón del equipo que de 2012 a 2019 solo dejó escapar una vez el triunfo en el Tour (Vincenzo Nibali en 2014).

"Mantenemos la sangre fría. El rendimiento (de Pogacar) es fantástico, pero nunca se sabe lo que puede pasar", declaró el británico en una entrevista al sitio Cyclingnews, el sábado tras la 8ª etapa, en la que el esloveno de 22 años se vistió de amarillo, distanciando en varios minutos a todos sus rivales en la pelea por la clasificación general.

Ineos tiene motivos para estar desconcertado: tiene el mayor presupuesto del pelotón profesional (en 2020 se estimaba en 40 millones de euros anuales, aunque la formación nunca ha facilitado ese dato) y no es un equipo acostumbrado a compartir el éxito.

- Primera semana loca -

El que fuera el Team Sky ayudó a Bradley Wiggins a convertirse en el primer británico en ganar el Tour en 2012 y después llevó a Chris Froome a conquistar cuatro títulos (2013, 2015, 2016 y 2017).

Tomó el relevo Geraint Thomas con su triunfo en 2018, pero, sobre todo, el equipo parecía tener asegurado el relevo con la victoria del joven colombiano Egan Bernal el año posterior.

Sin embargo, Bernal, que acudió como líder único en 2020, sucumbió a sus problemas de espalda y no pudo hacer frente a Pogacar, abandonando prematuramente la carrera una vez que ya estaba distanciado en la pelea por el amarillo.

El año 2021 debía ser el de la reconquista y pese a la ausencia de Bernal, ganador del Giro de Italia en mayo, presentó en Brest un equipo con cuatro aspirantes al triunfo: Richard Carapaz, Geraint Thomas, Tao Geoghegan Hart y Richie Porte.

"Ya advertí antes de la salida que había que esperarse lo inesperado... y la carrera ha sido loca", declaró Brailsford, atónito ante lo que había ocurrido en la primera semana.

Tras solo tres etapas, ya fuera por las caídas o por los desfallecimientos, Carapaz se convirtió dentro de su equipo en el único rival serio frente a Pogacar.

Ofensivo, perseverante, pero impotente, el ecuatoriano es 5º en la general, a 5:33 del esloveno tras solo 9 etapas.

"Primer round terminado; quedan 2 asaltos más, semana muy dura pero positiva", tuiteó Carapaz tras la segunda etapa alpina el pasado domingo.

"El equipo ha estado muy bien, estamos aún en una muy buena posición, peleando por el podio", insistió este lunes el ecuatoriano.

"No bajamos la guardia y seguimos peleando" por el maillot amarillo, insistió Brailsford.

"Pogacar es ciertamente el más fuerte del Tour, pero el camino es aún largo", advirtió.

"Debía ser un duelo Roglic-Pogacar, pero Roglic ya fue eliminado (abandonó el domingo como consecuencia de las heridas de una caída) y Pogacar domina" la carrera.

- Apretar los dientes -

Ineos quizá encontrará algo de consuelo en el desastre del Jumbo, otra de las potencias del pelotón y que acumula desgracias desde el inicio.

Llegado al Tour con Roglic como líder, el equipo holandés se ha quedado sin armas antes de llegar incluso al ecuador de la carrera.

"Con los abandonos de Primoz Roglic y de Robert Gesink (que se cayó en la 3ª etapa), miro con tristeza la primera semana del Tour", admitió Richard Plugge, director de la formación.

"Hemos perdido a un gran lugarteniente y a nuestro jefe de filas. Eso hace daño", añadió.

Ineos podría apostar teóricamente a las etapas pirenaicas de la última semana y en la contrarreloj de casi 31 km en la víspera de la llegada a París para tratar de desbancar a Pogacar, pero el esloveno ya tiene tanta ventaja en la general que parece ilusorio restarle el tiempo perdido, sobre todo, porque el líder del UAE ya ha demostrado que sube como el mayor de los escaladores y que 'contrarrelojea' como el mejor especialista.

En estas condiciones, "¿qué hacer sino apretar los dientes y esforzarse por continuar?", se preguntó el domingo Geraint Thomas.

El equipo Ineos tiene aún 12 etapas para encontrar la respuesta.

dga/fbr/dif/mcd/gh

FUENTE: AFP

Temas

Dejá tu comentario