PRÓXIMO VIVO 12:25HS
RECIBÍ EL NEWSLETTER

La oposición de Líbano frente a una nueva oportunidad con las elecciones legislativas

Los líderes de la oposición en Líbano se preparan para las elecciones legislativas a pesar de sus escasas posibilidades de éxito, en un momento en que las crisis frenaron el fervor revolucionario que sacudió al país a finales de 2019.

09 de mayo de 2022, 05:30hs

Los líderes de la oposición en Líbano se preparan para las elecciones legislativas a pesar de sus escasas posibilidades de éxito, en un momento en que las crisis frenaron el fervor revolucionario que sacudió al país a finales de 2019.

Estos comicios, previstos para el 15 de mayo, marcan el primer desafío electoral para la oposición, nacida de un movimiento de protesta inédito que exigía la refundación del sistema político.

Unida a la pandemia de covid-19 y agravada por la mortífera explosión en el puerto de Beirut en 2020, la histórica crisis financiera política de Líbano terminó por desanimar a los manifestantes y empujó a una parte de la población al éxodo.

Las figuras de la oposición quieren aprovechar las legislativas para asestar otro golpe a la clase política, aunque no esperan una victoria significativa.

Presentarse a estas elecciones es una "continuación" lógica para Verena El Amil, líder de las manifestaciones y entre los candidatos más jóvenes.

"Tras las manifestaciones de 2019, todos hemos estado confrontados a la derrota y a una ola masiva de emigración", explica a la AFP la abogada.

"A pesar de esto, tenemos que intentarlo una vez más y me presento a las elecciones para mostrar que no abandonamos", agrega.

El número de candidatos que se presentan contra los partidos tradicionales se ha más que duplicado desde los últimos comicios de 2018.

Según The Policy Initiative (TPI), un centro de reflexión con sede en Beirut, la oposición y los candidatos independientes representan 284 de los 718 candidatos, es decir 124 más que en 2018.

Están repartidos en 48 listas electorales diferentes en todo el país, incluyendo en las regiones alejadas de la capital en las que los actuales dirigentes raramente han sido desafiados.

- "Protesta" -

De tan solo 25 años, Verena El Amil apenas tenía la edad permitida para votar en 2018. En esas elecciones, un sólo candidato independiente obtuvo una banca.

"Vamos a luchar. Los lemas que hemos gritado durante las manifestaciones son aquellos que queremos llevar en nuestra campaña electoral y al Parlamento", dice, confesando haber gastado todos sus ahorros en su candidatura.

La determinación de Amil encuentra eco en la de Lucien Bourjeily, militante, escritor y cineasta que se impuso como una de las figuras ineludibles del movimiento de protesta y que se presenta por segunda vez a las urnas.

"La gente debería considerar el día de las elecciones como una manifestación", declara.

"De la misma forma que documentamos la gente que se hace agredir, que pierde los ojos y se hace matar en la calle, deberíamos documentar la forma en la que los votos serán usurpados (el 15 de mayo) y tendrá lugar el fraude".

- Oposición dispersa -

De manera contraria a los partidos tradicionales, los candidatos de la oposición se ven enfrentados a una falta de fondos, así como también a la ausencia de apoyo de las fuerzas políticas regionales.

La ley electoral complica además la obtención de bancas para los candidatos independientes.

Encima, los opositores no suelen unir sus fuerzas y prefieren presentarse de manera aislada.

"Hay listas opositoras que compiten entre ellas en la mayoría de los distritos, es inadmisible", declaró Carmen Geha, profesora en la Universidad Americana en Beirut.

"Teníamos esperanza de una campaña nacional", explica.

Por otra parte, muchos libaneses podrían decidir no ir a votar a raíz de la disparada de los precios de combustible que hace de cada viaje un lujo que no muchos pueden permitirse.

Según un informe de Oxfam publicado en abril, sólo el 54% de las más de 4.670 personas consultadas declararon querer votar.

Este "porcentaje relativamente débil (...) se debe quizás a un sentimiento abrumador de decepción y desesperanza", declaró la oenegé con sede en el Reino Unido.

Entre aquellos que dijeron que no quieren votar, más de la mitad estimó que no tenía ningún candidato prometedor, según Oxfam.

Pero cerca del 50% de aquellos que votarán declararon que elegirían un candidato independiente.

ho/jos/elw/all/mav/mar/me

TPI

FUENTE: AFP

Temas de la nota

Dejá tu comentario