Policiales Policía | Ministerio del Interior | investigación

Inician investigación administrativa al policía que mató a un joven en la rambla

El hombre se había atrincherado en la escollera Sarandí. Al verse rodeado y le apuntó con el arma a uno de los policías, que repelió la amenaza.

El hombre se había atrincherado pasado el mediodía en la escollera Sarandí tras balear a dos policías en la entrada de la emergencia del Hospital Maciel, a donde había sido trasladado por problemas de salud.

La víctima, que había sido recogida por un patrullero en Mercedes y Tristán Narvaja, luego de que vecinos alertaran de su presencia a la Policía, logró desarmar a uno de los agentes y baleó a los dos.

Tras balear a los uniformados, se fugó corriendo del hospital con el arma en la mano en dirección a la escollera.

Varios patrulleros y más de una veintena de efectivos policiales llegaron hasta el lugar. El hombre se vio rodeado y le apuntó con el arma a uno de los policías, que repelió la amenaza, según la versión de la Policía.

El sujeto fue abatido y su cuerpo cayó al agua. Debió ser retirados por buzos de la Armada Nacional, con jurisdicción en el lugar, y un equipo de Bomberos.

La Unidad Táctica de Negociadores de la Guardia Republicana fue activada, pero cuando llegó, el hombre ya había sido ultimado por la Policía.

Este martes declararon de manera primaria ante Fiscalía y el miércoles lo hicieron nuevamente. La declaración de los policías coincide en que el joven de 21 años, se desacató en la puerta del Maciel y posteriormente le sacó el arma de reglamento a uno de los oficiales que lo estaba custodiando.

En principio, según indicaron fuentes del caso a Subrayado, todos los policías actuaron respetando los protocolos previstos para este tipo de procedimientos.

De igual modo, la investigación a cargo de la fiscal Mirta Morales seguirá adelante con las pruebas que restan por diligenciar.

POLICIAS LIBRES

Dejá tu comentario