tras intento de rapiña

Imputan a un delincuente de 21 años como coautor del triple homicidio en Estación Floresta

El imputado había sido detenido el lunes durante allanamientos que hizo la Policía en Montevideo y en La Floresta. Hay un hombre de 35 años que se mantiene prófugo.

La Justicia imputó en la tarde de este miércoles al joven de 21 años que había sido detenido el lunes, durante allanamientos que hizo la Policía en Montevideo y en La Floresta, tras el triple homicidio durante un intento de rapiña en Estación Floresta.

Irá 180 días a prisión preventiva por la coautoría de un homicidio complejo muy especialmente agravado por el concurso e intento de rapiña, indicaron fuentes de la investigación a Subrayado.

Los investigadores estaban tratando de recabar información sobre el detenido, en las últimas horas, y dilucidar qué grado de participación tuvo en el triple crimen del sábado en la mañana, en la tienda. La Fiscalía aguardaba por el resultado de pericias.

La fiscal Tania Vidal hizo el control de detención este martes, y pidió hora de audiencia para formalizar la investigación. El imputado no tiene antecedentes penales. Previo al mediodía ya había sido trasladado a ese lugar, y bajó esposado y con grilletes.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://twitter.com/Subrayado/status/1740026754163724739&partner=&hide_thread=false

Este martes la Policía detuvo al dueño de la moto utilizada por los delincuentes durante el atraco. Pero fue dejado en libertad el mismo día, informó Subrayado.

Asimismo, Claudio Andrés Cancelo Román, de 35 años, está requerido por el triple homicidio. La Policía de Canelones emitió este domingo un pedido de colaboración para ubicarlo.

Los asesinatos ocurrieron el sábado en Estación Floresta. Dos delincuentes llegaron al comercio en moto; los investigadores presumen que intentaron cometer una rapiña. La comerciante se negó a entregarles el dinero y le dieron un balazo en la boca.

Después los delincuentes le dispararon al hijo en el rostro y a su pareja en el abdomen: los tres murieron. Los hombres se fueron sin llevarse nada y la moto fue recuperada luego.

Los investigadores creen que la mujer reconoció a Cancelo –el principal sospechoso–, a quien le daba fiado con frecuencia.

Los vecinos afirman que incluso cuando el sospechoso estuvo preso, la comerciante ayudó a su hijo con ropa y comida.

LA FLORESTA HISTORIA

Dejá tu comentario