Política"Vivir sin Miedo" | reforma constitucional | elecciones 2019

Fiscalía archivó la denuncia por destrucción y robo de papeletas del "Sí" a la reforma

Declararon cinco personas, pero de sus dichos no surgieron elementos probatorios para "responsabilizarlos penalmente".

El fiscal de Flagrancia de 6º turno, Pablo Rivas, resolvió archivar las denuncias presentadas por la Corte Electoral y por particulares sobre destrucción y robo de papeletas del “Sí” a la reforma constitucional “Vivir sin Miedo” en varios circuitos el pasado 27 de octubre.

En una de las denuncias, se presentaron publicaciones de redes sociales como Facebook, Instagram y Twitter, en las que se pudieron identificar a 11 usuarios que se jactaban del hurto y la destrucción de las papeletas.

La Dirección General de Investigaciones se hizo cargo de la indagatoria y determinó que en uno de los casos la publicación se hizo y se borró inmediatamente, pero el usuario estaba en Barcelona, España. Otro se trató de un menor de edad.

Tras una búsqueda abierta de información sobre el tema en redes sociales, se logró identificar a otras seis personas. Hubo casos en los que los usuarios eliminaron sus perfiles en Facebook luego de realizar la publicación.

Finalmente, cinco personas declararon ante Fiscalía, pero de las declaraciones de los imputados “no surgen elementos de convicción suficientes que permitan formalizar una investigación a su respecto y responsabilizarlos penalmente”, afirma el fiscal Rivas en su dictamen.

“Por consiguiente, en relación a ellos, atento a la insuficiencia probatoria y a que la investigación no ha aportado resultado útil, se dispondrá el archivo de la misma, sin perjuicio de ulterioridades”, agrega.

Tres de los indagados manifestaron que no tomaron real conciencia de que lo que estaban realizando podría configurar un delito o del potencial efecto amplificador de sus publicaciones durante la jornada electoral.

Dijeron que las fotos fueron tomadas en sus domicilios y no en los cuartos secretos, con papeletas que les dieron sus familiares, que dejaron en sus domicilios o les entregaron en la calle o que encontraron en una volqueta.

Se trataban de personas jóvenes, sin antecedentes penales, con trabajo estable y estudios; en algún caso con carrera universitaria y a punto de recibirse.

Dejá tu comentario