Policialesdelincuentes

Enviaron a prisión a los delincuentes que se tirotearon con la Policía en La Comercial

Asociación para delinquir, atentado, tráfico y porte de armas, receptación y violación de domicilio, los delitos cometidos.

La justicia dispuso 120 días de prisión preventiva para dos delincuentes detenidos el lunes tras una persecución y tiroteo con la Policía en el barrio La Comercial.

El tercer delincuente detenido está internado con heridas de bala producto del intercambio de disparos con la Policía y un cuarto delincuente falleció en el enfrentamiento con los agentes.

La fiscal del caso Adriana Edelman (que pidió 150 días de prisión preventiva) los acusa de varios delitos: “asociación para delinquir agravado, dos delitos de receptación, un delito de atentado agravado, un delito de tráfico interno de armas y un delito de porte de armas en lugar público, todos en régimen de reiteración”, dice su dictamen.

A uno de los detenidos también se lo imputa de “un delito de violación de domicilio agravado y un delito de porte de arma por reincidente”.

La Policía venía siguiendo a esta banda de delincuentes y tenía intervenidos sus teléfonos (previa orden judicial).

Sabiendo que iban a dar un golpe contra una institución financiera o una remesa (dice la fiscal) se montó un operativo para atraparlos.

“Mediante vigilancia electrónica autorizada por el Juzgado Letrado de Primera Instancia en lo Penal de 42º Turno efectuada sobre los números telefónicos utilizados por los imputados se pudo establecer que los mismos venían coordinando y organizando diversos hechos delictivos. A tales efectos, se habían ido proveyendo de diversas armas de fuego y vehículos. De esas escuchas resultó que en el día 18 de febrero de 2019 éstos se disponían a realizar un atraco a una institución financiera o una remesa”, dice el dictamen fiscal.

Los policías vieron entonces un auto KIA Picanto con sus ocupantes a cara cubierta y guantes. Les dieron la voz de alto pero huyeron, y allí comienza la persecución que termina en Coquimbo y Cufré.

En medio del tiroteo los cuarto delincuentes se meten en una casa (donde vivía uno de ellos) y luego tratan de huir por los techos. En las inmediaciones de esa casa ya había policías porque tenían la información de que allí podían reunirse tras el asalto que darían esa tarde.

En el techo de la casa fue abatido uno de los delincuentes. Otro se pasó para una casa lindera y allí se escondió en un ropero. Luego fue atrapado. El tercero fue herido y capturado en el lugar y el cuarto huyó en un auto que luego fue interceptado por la Policía.

Dos de los tres detenidos esperarán en prisión el juicio mientras que el tercero será apresado una vez que reciba el alta médica.

Dejá tu comentario