Nacional

Batlle dice que Mujica creó un show para ganar el Nobel de la Paz

El ex presidente colorado cuestionó la decisión de traer presos de Guantánamo. El intento de Mujica de mediar en Colombia y Venezuela son parte del "show", dice Batlle.

 

Jorge Batlle vuelca sus opiniones políticas a través de Facebook desde hace un tiempo. Allí publicó una columna donde le pega al presidente José Mujica por aceptar el envío de presos de Guantánamo a Uruguay. Dice que así, el Frente Amplio creó “el Guantánamo uruguayo”.

“Fue un tsunami que cayó sobre todos nosotros el indescifrable anuncio del Presidente Mujica de que estábamos dispuestos a crear el Guantánamo uruguayo”, comienza su columna el ex presidente (2000-2005).

“Los más asombrados de todos, los Frenteamplistas. No podían hablar a favor, no podían criticar. Quedaron mudos. Todos nosotros cipayos del Guantánamo americano constituyéndonos en el Guantánamo II, el Guantánamo uruguayo”, agregó Batlle.

Luego de cuestionar la decisión de Mujica y la “boleta” que extendió al presidente Barack Obama para que libere presos cubanos en Estados Unidos, Batlle asegura que lo que en verdad busca Mujica es ganar el Nobel de la Paz, para el que ya fue postulado por organizaciones de Holanda y por el propio Frente Amplio.

Batlle dice que Mujica montó un “show” internacional con el objetivo de hacer campaña para el Nobel.

“Me parece que el Presidente quiere ser internacional. Se ofreció para arreglar con la FARC y el Presidente de Colombia, Santos, no lo recibió en Cuba. Más tarde se ofreció para arreglar con Maduro, y el Canciller venezolano le mandó a decir que no aceptaba ninguna mediación. Entonces ahora encontró un escenario mundial, de ahí nació el Guantánamo uruguayo. Trabajando duramente para el Premio Nobel. Experto en el espectáculo, rey del show, fotografiado en camiseta o con traje completo, el hombre quiere ser internacional, y esa ha de ser la razón que fundamenta todo este mamarracho”, escribió Batlle.

El ex presidente dice que si Obama quiere desmantelar Guantánamo bien podría enviar a los presos a Estados Unidos y allí subirlos a un avión con destino a su país de origen.

También dice que Uruguay no puede retener a los presos liberados que lleguen al país, obligándolos a permanecer durante aquí dos años. Mujica ya dijo que no los obligará y que si quieren podrán irse de Uruguay en cualquier momento.

“Los que llegan al Uruguay, aquí son tan libres como cualquiera de nosotros. No han cometido ningún delito. Si desembarcan a las 12 de la mañana en Carrasco a las 12.30 pueden tomar un avión e ir a cualquier parte del planeta, inclusive a los EE.UU., si le dan visa. El Uruguay no los puede detener, si los deja entrar vivirán igual que cualquier turista que llega, si se quieren quedar se quedan 2 o 70 años y si se quieren ir se van cuando quieran. Si el gobierno americano no sabe cómo es la legislación uruguaya, en la visita que el Presidente Mujica finalmente va hacer (esa es la boleta) le puede explicar cómo funcionan las leyes en el Uruguay”, remató Batlle.

Dejá tu comentario