Política Cancillería | Presidencia | Lacalle Pou | Venezuela | Nicolás Maduro

Uruguay no reconoce al nuevo Parlamento de Venezuela tras elecciones "sin garantías"

La razón es "la violación del estado de derecho por parte del régimen dictatorial de Nicolás Maduro", dice comunicado del gobierno.

En un comunicado emitido por la Cancillería luego publicado en la página de Presidencia de la República, el gobierno de Lacalle Pou anuncia que “Uruguay no reconoce la legitimidad de la Asamblea Nacional instalada en el día de la fecha en Venezuela, debido a que ella es el resultado de un acto electoral realizado sin las mínimas garantías de transparencia, inclusión y verificación”.

“Tal como fuera señalado en el Comunicado de Prensa del 7 de diciembre de 2020, Uruguay considera que estos comicios no fueron llevados a cabo de conformidad con los principios y valores democráticos, al no existir garantías para la participación libre y en igualdad de condiciones de los grupos de la oposición venezolana”, agrega el comunicado de Cancillería.

“La falta de control electoral por parte de organismos internacionales imparciales y responsables es un factor fundamental que ha viciado de nulidad el acto eleccionario por el cual se pretende investir a la nueva Asamblea Nacional”, advierte el gobierno de Lacalle Pou.

“La violación del estado de derecho por parte del régimen dictatorial de Nicolás Maduro, así como la falta de separación de poderes en Venezuela, que impide la acción independiente de la justicia, reflejan un marco de degradación de las instituciones democráticas que se agrava con la instauración de un órgano parlamentario cuya integración es ilegítima”, advierte.

“Uruguay reitera su ferviente llamado para que todos los actores políticos y sociales venezolanos se comprometan con firmeza en la búsqueda de una salida institucional democrática, pacífica y consensuada para la actual crisis que vive el país, a través de elecciones libres, transparentes, inclusivas y con verificación internacional”, concluye el comunicado de la Cancillería.

Dejá tu comentario