PRÓXIMO VIVO 18:55HS
RECIBÍ EL NEWSLETTER

Putin insiste en que sus exigencias sobre Ucrania no son negociables

El presidente ruso, Vladimir Putin, prometió el miércoles que no cederá en sus exigencias en la crisis que lo enfrenta a los países occidentales, lo que sigue avivando el miedo a una invasión de Ucrania, pese a las sanciones internacionales que se acumulan.

23 de febrero de 2022, 05:41hs

El presidente ruso, Vladimir Putin, prometió el miércoles que no cederá en sus exigencias en la crisis que lo enfrenta a los países occidentales, lo que sigue avivando el miedo a una invasión de Ucrania, pese a las sanciones internacionales que se acumulan.

"Los intereses y la seguridad de nuestros ciudadanos son para nosotros no negociables", declaró Putin en un breve discurso televisado por el Día del Defensor de la Patria.

Afirmando estar "abierto a un diálogo directo y honesto", con los países occidentales para "encontrar soluciones diplomáticas a los problemas más complejos", el presidente ruso consideró que sus interlocutores se estaban mostrando inflexibles y dejando sus peticiones "sin respuesta".

El miedo a una escalada militar a las puertas de la Unión Europea (UE) sigue aumentando desde que el lunes Putin reconoció la independencia de dos territorios separatistas del este de Ucrania: las autoproclamadas 'repúblicas' de Donetsk y Lugansk.

Este miércoles, el ministerio ucraniano de Relaciones Exteriores instó a sus ciudadanos a salir "inmediatamente" de Rusia ya que una posible invasión podría reducir la asistencia consular a los ciudadanos.

El martes, el Parlamento ruso aprobó los acuerdos con los separatistas ucranianos, que prevén el envío de una fuerza de "mantenimiento de la paz" al país vecino, es decir, dio luz verde para una operación militar en Ucrania.

Aunque Putin deje planear la duda sobre el calendario de envío de tropas al este, la intervención rusa tiene ya un marco legal tras la ratificación el martes de acuerdos con los separatistas, sobre todo en el ámbito militar.

Para el presidente estadounidense, Joe Biden, esto significa "el inicio de una invasión".

Rusia, que ha desplegado en la frontera con Ucrania unos 150.000 soldados, exige que este país vecino jamás sea admitido en la OTAN y también, desde el martes, una "desmilitarización" de Ucrania, así como concesiones territoriales a los separatistas prorrusos.

Estas exigencias han sido por ahora rechazadas por los países occidentales.

Además, Putin reivindicó el conjunto de las regiones de Lugansk y de Donetsk, pese a que los rebeldes solo controlan un tercio de ellas. También mencionó la posibilidad de "negociaciones" hipotéticas entre las autoridades ucranianas y las fuerzas prorrusas.

- Aluvión de sanciones -

Pese a que el contexto es adverso y las posibilidades de resolución pacífica parecen reducirse cada día, Biden recalcó que "aún se puede evitar lo peor", pese a denunciar que la invasión ya había comenzado.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo que esperaba un "ataque masivo" ruso en Ucrania.

Los países occidentales aprobaron las primeras sanciones tras el reconocimiento de la independencia de los separatistas. El conflicto entre estos y las autoridades ucranianas ya dura ocho años y ha dejado más de 14.000 muertos.

Así, Alemania decidió suspender la autorización del gigantesco gasoducto Nord Stream II, que transportará gas ruso al país europeo.

Biden también anunció una "primera tanda" de sanciones que desean impedir que Moscú se haga con fondos occidentales para reembolsar su deuda soberana.

También hubo sanciones de la Unión Europea, Japón, Australia, Canadá y Reino Unido.

Según el secretario de Estado francés para Asuntos europeos, Clément Beaune, las medidas punitivas de la UE entrarán en vigor "el miércoles por la noche o el jueves a más tardar".

Estas medidas se dirigen principalmente contra bancos rusos y algunos diputados. Por ahora, son sanciones cautas y menores a las anunciadas en caso de invasión.

El presidente ucraniano Volodimir Zelenski, que pidió el martes "armas" y garantías sobre su adhesión a la Unión Europea, también mencionó la posibilidad de romper relaciones diplomáticas con Moscú.

Pero los tiempos parecen estar marcados por Putin, que mantiene en vilo a la comunidad internacional rodeando de misterio sus verdaderas intenciones: invadir Ucrania, ampliar la zona bajo control de los separatistas, lograr con negociaciones un nuevo statu quo en la zona...

Este miércoles la ministra británica de Relaciones Exteriores, Liz Truss, estimó "muy probable" que Putin decida invadir Ucrania y tomar Kiev.

"Pensamos que es muy probable que lleve a cabo su proyecto de invadir totalmente Ucrania", dijo Truss en la televisión Sky News.

En la línea de frente, en el este de Ucrania, los separatistas de Lugansk anunciaron el miércoles la muerte de un combatiente, alcanzado por el disparo de un francotirador ucraniano, según ellos. Según los rebeldes, un civil también falleció en un bombardeo nocturno.

burs-bl/zm

FUENTE: AFP

Temas de la nota

Dejá tu comentario