AFP

Nuevos ataques aéreos contra el oeste y norte del Tigré, en Etiopía

La fuerza aérea etíope bombardeó este domingo objetivos en la región rebelde del Tigré --norte del país--, llevando a ocho los ataques lanzados durante esta semana.

La fuerza aérea etíope bombardeó este domingo objetivos en la región rebelde del Tigré --norte del país--, llevando a ocho los ataques lanzados durante esta semana.

Tras varios meses de tensiones, el primer ministro etíope, Abiy Ahmed, desplegó al ejército federal en esta región el 4 de noviembre de 2020 con la intención de expulsar a las autoridades regionales disidentes del TPLF, que controló el poder en toda Etiopía hasta 2018.

Estos nuevos ataques, alejados de la capital regional, Mekele, bombardeada en varias ocasiones desde el lunes, por primera vez en lo que va de este conflicto, podrían marcar una ampliación de esta campaña aérea y una nueva intensificación de las hostilidades, lo que inquieta a la comunidad internacional.

"Hoy (domingo) el frente oeste (de Mai Tsebri), que servía de centro de entrenamiento y puesto de comando del grupo terrorista TPFL, fue atacado por la aviación", declaró a la AFP la portavoz gubernamental Selamawit Kassa, refiriéndose al Frente de Liberación del Pueblo de Tigré (TPLF, por sus siglas en inglés).

Posteriormente, los mismos aparatos destruyeron una instalación en la localidad de Adua, en el norte del Tigré esta vez, donde se fabrican "equipos militares", y uniformes para los combatientes del TPLF, también de acuerdo a la vocera.

En lo inmediato, no se informó si hubo víctimas a causa de estos bombardeos.

Por su parte, el portavoz del TPLF, Getachew Reda, afirmó en un tuit que la fuerza aérea etíope bombardeó un hospital en Mai Tsebri y una fábrica textil en Adua, instalación que ya había sido saqueada por el ejército federal etíope y su aliado eritreo al principio de este conflicto.

Selamawit Kassa confirmó que, efectivamente, la fábrica textil fue atacada, pero negó la otra aseveración, asegurando que el bombardeo contra Mai Tsebri "tuvo como único blanco (...) una base de entrenamiento y mando" del TPLF.

- Vuelos humanitarios suspendidos -

El TPLF deploró los bombardeos realizados anteriormente, y acusó al ejército federal etíope de "atacar a civiles que se encuentran a centenares de kilómetros del campo de batalla".

El lunes, dos de estos ataques, los primeros contra Mekele, provocaron la muerte de tres niños y numerosos heridos, de acuerdo a la ONU.

Otros tres bombardeos tuvieron como blanco la capital regional, y otro fue contra un objetivo a unos 80 km al oeste de la ciudad.

El viernes, otro ataque sobre Mekele provocó once heridos y obligó a un vuelo con ayuda humanitaria de la ONU a regresar a la capital federal, Adís Abeba, de acuerdo a médicos y fuentes humanitarias. La ONU decidió inmediatamente suspender los dos vuelos semanales de su personal a Tigré.

El TPLF indicó el sábado en un comunicado que este incidente deja clara "la intención del gobierno de proseguir bloqueando las operaciones humanitarias".

En este cuarto día de bombardeos contra Mekele también se registró un aumento de los combates más al sur, en la región de Amhara.

Las comunicaciones han quedado bloqueadas en gran parte del norte de Etiopía y el acceso de los periodistas está restringido, lo que dificulta la verificación por fuentes independientes de lo que ocurre sobre el terreno.

Las fuerzas federales lograron tomar rápidamente el control de la mayor parte de la región, incluida Mekele, de la que se apoderaron en noviembre de 2020.

Sin embargo, en junio, el TPLF logró recuperar la mayor parte del Tigré y continuó su ofensiva en las regiones vecinas de Amhara y Afar.

La ONU advierte que al intensificarse la violencia, aumenta la catastrófica situación humanitaria en Tigré, calculando que unas 400.000 personas se encuentran muy cerca de la hambruna.

La Oficina de Coordinación Humanitaria de la ONU (OCHA) subrayó, el jueves de noche en su informe semanal, que varias organizaciones tuvieron que suspender la distribución de alimentos a falta de combustible, en tanto las necesidades se vuelven cada vez más urgentes.

La AFP confirmó, basándose en documentos internos y una organización humanitaria sobre el terreno, que el hambre ha causado muertes en varias partes de la región.

rcb/np/sst/zm/age

FUENTE: AFP

Temas

Dejá tu comentario