Deportes

Nueva derrota del Inter y polémica para Forlán en Milán

El uruguayo salió con su compañero Sneijder y fue captado por las cámaras junto a algunas chicas en una discoteca. Además, este martes, el equipo sumó una nueva derrota.

 

Al flojo comienzo de temporada que ha tenido el Inter, se le suma ahora un problema más: Diego Forlán y Wesley Sneijder fueron fotografiados este lunes en una discoteca, en la previa al partido ante el Novara.

"Tocqueville" es la discoteca en la que los jugadores se divirtieron y aunque los medios italianos señalan que no los vieron tomando alcohol y que la salida fue de solo una hora, en el club se considera como una falta es grave, ya que era la noche previa a un partido.

En un primer momento, dada la molestia que la noticia causó en el club y particularmente en su presidente, Massimo Moratti, el técnico Gasperini pensó en excluir a los dos jugadores de la convocatoria para el encuentro. Pero finalmente ambos comenzaron el partido como titulares. El delantero uruguayo salió a los 47 minutos del campo de juego y el holandés, a los 67.

NUEVA DERROTA PARA EL INTER. El equipo de Diego Forlán, que este lunes fue sorprendido por la prensa en una discoteca, perdió por 3 a 1 ante el modesto Novara, un recién ascendido a la serie A.

Esta nueva derrota puso en la cuerda floja al técnico interista, Gian Piero Gasperini, que no pudo aún conseguir una victoria en lo que va de la temporada.

Esta circunstancia ha desatado en los últimos días los rumores sobre la posible destitución de Gasperini, cuyo futuro está más en entredicho tras la mala imagen ofrecida por los "neroazzurri" en el Silvio Piola de Novara.

El equipo milanés pareció en todo momento fuera de un encuentro, que comenzó a ponerse muy difícil para el Inter con el primer tanto de los locales, obra a los 38 minutos de Riccardo Meggiorini, un delantero que dio curiosamente sus primeros pasos en la Serie A en el cuadro lombardo.

Un Inter que trató de dar la vuelta al marcador sin la presencia del uruguayo Diego Forlán, que fue sustituido al minuto de la segunda parte, y el holandés Wesley Sneijder, que abandonó el campo a los 67 minutos para dar entrada al argentino Mauro Zárate.

Cambios que de nada le valieron a Gasperini que vio como el Novara anotaba a los ochenta y seis minutos el 2-0, al transformar Marco Rigoni un penalti cometido por Ranocchia, que sería expulsado, al japonés Morimoto.

El posterior gol del argentino Esteban Cambiasso, que puso el 2-1 en el minuto 89, dio nuevas esperanzas a los de Gasperini. Ilusiones con las que se encargó de acabar Rigoni, que firmó su segundo gol de la noche al anotar el definitivo 3-1 en el tiempo de prolongación.

Dejá tu comentario