TELEVISIÓN

Gran Hermano: Joel reconoció su mala elección en el juego y tres familiares movilizaron la casa

Un martes en el que la casa del "Big" se movió bastante y que tuvo a Agostina como nueva líder.

Gran Hermano preparó un martes cargado de emociones para los jugadores: tres familiares ingresaron a la casa y tuvieron que acercarse a sus seres queridos mientras estos no podían moverse. La prueba de "Congelados" dejó llantos, risas y también esperanza para Lisandro, Nicolás y Emmanuel.

El primero en ingresar fue el esposo de Emmanuel, Nicolás. Lo abrazó, lo besó y recorrió la casa saludando a los participantes.

Embed

La siguiente en ingresar fue Milagros, la novia de Lisandro. El participante no pudo contener las lágrimas ni bien vio a su pareja entrar al patio y trasladarse por la pasarela hacia él. Milagros no recorrió la casa. Simplemente se quedó junto a él, hablándole y besándolo. Desde allí, tiró un guiño a Martín, Nico y dijo: "Al fin conozco a Furia".

Embed

Nicolás no dejó de temblar mientras su madre le hablaba, recorría la casa y lo abrazaba. Le dijo que le llevó dulces para compartir y lo alentó a seguir, a divertirse.

Embed

Mientras tanto, en el piso, Joel fue entrevistado por los panelistas y por exjugadores. Cuando le preguntaron por qué creía que estaba afuera, Joel dijo convencido que fue por la estrategia de Martín y sus tres fulminantes. Pero los panelistas le hicieron ver que tuvo más que ver con sus propias elecciones, alianzas, su alejamiento de Furia y peleas con Lisandro.

Embed

La ganadora de la prueba del líder fue Agostina y tras su pelea con Furia, todos esperan que su estrategia vaya contra ella.

Embed
Temas de la nota

Dejá tu comentario