Nacional

Entregan Premio Nacional de Medicina sobre el plan antitabaco

El estudio abarca el período 2006-2009 y concluye que los más jóvenes y los más educados fueron los más influidos para dejar el hábito de fumar

 

El consumo de tabaco en Uruguay se concentra en las personas más viejas. Los fumadores de entre 15 y 64 años descendieron de 33.5% a 23.5% en 2009.

El mayor descenso se dio entre los fumadores más jóvenes, de 15 a 24 años. En los 4 años registrados por el estudio, 44% de las personas en este rango de edad dejaron el hábito del tabaquismo.

El hecho no es nada menor, en función de que la epidemia de reproduce por la edad cada vez más temprana de los fumadores habituales. Casi 9 de cada diez personas comienzan antes de los 20 años.

Estos datos, entre otros, serán dados a conocer hoy cuando se entregue el Premio Nacional de Medicina titulado "Impacto de las políticas de control de tabaco en el Uruguay 2006-2009", que fue llevado a cabo por Elba Esteves, Beatriz Goja, Franco González, Ana Lorenzo, Amanda Sica y Winston Abascal. Éste último es el director del Programa Nacional para el Control del tabaco del Ministerio de Salud Pública.

El estudio también concluye que a mayor nivel educativo, mayor permeabildad a las políticas antitabaco. La mayor prevalencia de fumadores se observa en los rangos educativos más bajos, y eso ha ido in crescendo en el período estudiado.

Según Abascal, el nivel educativo bajo está asociado a los rangos socioeconómicos más vulnerables, lo cual constituye un desafío para las próximas campañas.

El equipo ya había publicado en la prestigiosa revista científica The Lancet otra investigación comparativa con lo que ha sucedido en Argentina, un país donde las políticas restrictivas son más laxas. El estudio concluye que, en comparación con Uruguay, en ese país el impacto fue mucho menor en cuanto al abandono del acto de fumar.

Dejá tu comentario