El gramo de marihuana en farmacias tendrá un costo aproximado de 38 pesos

El costo de venta del cannabis en farmacias será un 80% menor al costo de venta actual del cannabis en el mercado ilegal.

El Instituto de Regulación y Contol de Cannabis (IRCCA) y las Asociaciones de Farmacias de todo el país (Centro de Farmacias del Uruguay, Asociación de Farmacias del Interior, y Cámara Uruguaya de Farmacias y Afines) llegaron a un acuerdo relativo al proceso y las condiciones de venta de marihuana en las farmacias.

En el acuerdo, que aún no es público, “se establecen condiciones de funcionamiento y un marco de adhesión para las Farmacias que voluntariamente adscriban al mismo, junto a aspectos de la operativa de dispensación del producto de manera segura” según informa la página del IRCCA.

Según la web de Caras y Caretas, las farmacias adquirirán el gramo de marihuana a 0,90 dólares. A esto deberán sumarle un 30% para llegar al precio final de comercialización, lo que resulta en un precio final por gramo de aproximadamente 1,17 dólares.

La ganancia para la farmacia surgiría de la diferencia entre el 30% que adicionan al precio del productor, menos los costos del sistema informático que deben instalar para acceder al registro de consumidores.

Cada usuario del sistema puede comprar hasta 10 gramos de marihuana por semana, lo que resultaría en un presupuesto de 11,7 dólares por mes, y de 46,8 dólares por semana. Una persona que comprara la cantidad máxima a la que está habilitada por mes y por semana, gastaría $376 semanales o $1.502 mensuales en cannabis psicoactivo de uso no médico.

Actualmente, el gramo de cogollo en el mercado ilegal de venta de marihuana uruguayo está aproximadamente a unos $200. 10 gramos de marihuana ilegal cuestan aproximadamente $2.000 y pasarán a costar $376 cuando comience la venta en farmacias.

FARMACIAS HABILITADAS. El IRCCA lanzó un llamado a farmacias interesadas en la dispensación de cannabis psicoactivo de uso no médico, que vence el 15 de abril de 2016 y cuyas bases y condiciones pueden consultarse en la página del organismo

Según sostuvieron fuentes de Pro Derechos a Subrayado, se espera una adhesión voluntaria de farmacias para ocupar unos 100 cupos aproximadamente de puntos de venta de cannabis, que se elegirán con criterios de dispersión en el territorio nacional.

Una vez finalice el período en que las farmacias pueden presentarse al llamado, el IRCCA podrá hacer una evaluación del grado de dispersión en el espacio de las farmacias que venderán la sustancia, y en este sentido preocupa especialmente el área rural del país.

CANNABIS EN FARMACIAS. Cada farmacia habilitada contará con un stock quincenal de 2 kilos de cannabis, que deberá estar acondicionado en un mueble especial para tal fin, oculto de la vista del público, según informa la web de la revista.

El producto estará fraccionado, y no podrá ser adulterado de ninguna manera por las farmacias. Además deberán adquirir el producto exclusivamente en las unidades autorizadas por el IRCCA y harán el pedido a través de un sistema informático de trazabilidad del producto que será provisto por el Instituto.

EMPRESAS PRODUCTORAS DE CANNABIS. Las empresas ICCorp y Simbiosys fueron las que ganaron la licitación para la producción de cannabis en los predios del IRCCA dispuestos para tal fin en San José.

El cultivo habría iniciado en el entorno de febrero, y requiere de unos 5 meses para madurar, según indicaron fuentes de Pro Derechos a Subrayado.

Se puede suponer que en agosto ambas empresas tendrán pronta la sustancia para su distribución en farmacias.

REGISTRO Y CONTROL DE COMPRADORES. Según corroboraron a Subrayado fuentes de Pro Derechos, cada comprador deberá registrarse en una oficina del Correo. En esa instancia se pedirán por una única vez sus datos personales, y quedarán asociados a su huella dactilar.

A la hora de comprar en la farmacia, el usuario deberá pasar su huella por un sistema diseñado para tal fin, y el vendedor solamente podrá ver si está autorizado a comprar los 10 gramos semanales (porque está registrado y no los compró aún), o si no lo está, (que puede ser por un error, porque ya los compró, o porque no está registrado).

En ningún caso el vendedor tendrá información personal del comprador, ni conocerá el motivo por el cuál no puede comprar la marihuana, de ser el caso.

Dejá tu comentario