Showmúsica | Jorge Drexler

Drexler se negó a hacer un libro para escolares con su canción "Al otro lado del río"

"No quería que me odiara una generación de uruguayos", bromeó. En una entrevista en Madrid habló del costo de la fama

El cantautor uruguayo Jorge Drexler contó que al ganar el Oscar a mejor canción en 2005, en Uruguay le ofrecieron hacer un libro infantil con la canción "Al otro lado del río", pero él prefirió pasar de la propuesta: "no quería ser odiado por una generación de escolares”.

En declaraciones a El País de Madrid, el artista dijo que después de recibir el premio quiso mantenerse prudente y evitó, por ejemplo, la idea de ser recibido en un auto descapotable en Casa de Gobierno.

“No es que no sea vanidoso, simplemente sentía que todo eso corre en contra de cosas que son importantes para mí”, contó.

Tambièn dijo que cuando en 2009 nació su hijo Luca, producto de la relaciòn con la actriz Leonor Waitling, una revista le ofreciò tanto dinero por la exclusiva que hubiera podido pagar la educaciòn de sus tres hijos.

En la nota, Drexler repasó su vida desde que hace 22 años tuo una charla con Joaquín sabina en un boliche de Montevideo. Después decidiò empacar sus cosas y radicarse en Madrid.

Sus cosas cambiaron mucho desde entonces. Aquel Oscar le permitió recibir el premio de manos de uno de sus ídolos: Prince. Y ganarle en la votación a un monstruo como Mick Jagger.

“Entra en la definición de grandes príncipes de la realeza musical, y vivía en ese contexto", señaló..

"(Prince) Tuvo gestos de excesiva distancia. Que un tipo le bese la mano o le coja del brazo en el backstage como yo hice para decirle que el premio era grande pero más conocer a un maestro como él… pues no. Te escuchan porque tienes un Oscar, pero poco rato y ‘suéltame’ [risas]. De hecho, fuimos a su fiesta pero no nos dejaron pasar a la zona donde estaba con Madonna. Nunca creí que pudiera subir a aquel escenario, pero me enteré de que habían pedido un recuento de votos porque a un sector de la industria le molestó que quedara fuera Mick Jagger con el tema que hizo para Alfie, de Jude Law. A pesar del recuento no nos lo pudieron quitar, con lo cual deduje que al borde no estábamos…”.

Los éxitos no han parado desde entonces. A finales del año pasado viajó a los Grammy Latinos y volvió como el rey de la noche con tres premios, incluidos canción y grabación del año por Telefonía, incluida en su último disco, Salvavidas de hielo.

Este tipo de golpes mediáticos ya son moneda corriente. Sin embargo, prefiere mantenerle ajeno a ellos.

“No sé si tengo ganas de hacer teatros más grandes de los que hago pudiendo hacer cuatro lunes en un teatro en la Gran Vía, donde voy con la guitarra y vuelvo a casa andando. ¿Tú sabes lo que es salir corriendo de un palacio de los deportes antes de que los músicos terminen de cerrar el concierto? Ojalá supiera hacerlo, pero no puedo”.

La entrevista fue publicada en el suplemento Icon.

Dejá tu comentario