Así fue el mega espectáculo deportivo y comercial del Super Bowl 50

En la cancha ganaron los Broncos de Denver y en el entretiempo se lucuió Coldplay, Bruno Mars y Beyonce. Lady Gaga cantó el himno.

08 de febrero de 2016, 15:42hs

 

La primera gran estrella de la edición 50 del Super Bowl fue sin duda Lady Gaga. La cantante, estrella del pop, fue la encargada de interpretar el himno de los Estados Unidos antes de empezar el partido entre Denver Broncos-Carolina Panthers.

Luego llegó el momento del partido y allí el veterano quarterback Peyton Manning, apoyado por una gran defensa, llevó a los Broncos al triunfo por 24-10 ante los Panthers y se proclamaron campeones de la histçorica edición del Super Bowl.

Una noche inolvidable para el “viejo” Manning (39 años), que podría anunciar su despedida como jugador profesional 18 años después de su debut en la NFL.

Manning se convierte en el quarterback de mayor edad que consigue ganar el Super Bowl y el primero que lo logra con dos equipos diferentes tras haber llegado cuatro veces a la gran final de la Liga Nacional de Fútbol Americano.

Los Broncos, que disputaron el octavo Super Bowl de su historia, consiguieron el tercer título tras los conseguidos en 1998 y 1999.

SHOW. En el Levi’s Stadium en Santa Clara, California, aparte de la acción dentro del terreno de juego, se encuentra siempre la expectativa por el show del entretiempo.

Este año el espectáculo musical estuvo a cargo del grupo británico Coldplay, quienes tuvieron como invitados de lujo a la cantante Beyoncé y a Bruno Mars.

Todo inició con un Chris Martin cantando desde el terreno de juego, donde arrancaron con “Viva La Vida”, para después subir al espectacular escenario sobre el cual se proyectaban imágenes del arte de su nuevo disco A Head Full Of Dreams.

Sin hacer pausa alguna, continuaron con “Paradise”, “Adventure Of a Lifetime”, para rápidamente dar paso a los invitados, comenzando con Bruno Mars quien llegó para tocar “Uptown Funk”, acompañado de Mark Ronson.

Acto seguido, la atención se centró en el terreno de juego nuevamente para que Beyoncé captara todas las miradas acompañada de sus bailarinas al ritmo de “Formation”.

El esperado show terminó con las estrellas juntas en el escenario, mientras en imágenes se homenajeaba a otros artistas que pasaron por este mega evento.

El Super Bowl, seguido por un promedio de 120 millones de espectadores, entre ellos el presidente Barack Obama que se reúne cada año con amigos en la Casa Blanca, es también un acontecimiento importante para las marcas, que se exhiben en largas y repetitivas pausas publicitarias.

El evento hizo gastar a las empresas un promedio de cinco millones de dólares por una aparición de 30 segundos.

Dejá tu comentario