Alcaldesa brasileña en fuga acusada de robar dinero y gobernar por Whatsapp

Nadie sabe dónde están los 4 millones de dólares de un programa escolar. Lidiane Leite, de vendedora de leche a magnate

 

La alcaldesa del municipio basileño de Bom Jardim se encuentra prófuga por desviar US$ 4 millones del sistema escolar, y su caída era inminente dado que estableció comprobado que ordenaba sus decisiones de gobierno por Whatsapp.

El uso intensivo de mensajería en realidad tenía una razón de peso: se había mudado a 275 kilómetros del lugar donde le tocaba gobernar.

Los fiscales comprobaron que Lidiane Leite, de 25 años, llevaba una vida lujosa en la capital de Maranhao, uno de los estados más pobres de Brasil.

La prensa local subraya que la joven era hasta hace relativamente poco una persona de vida muy modesta. Antes de dedicarse a la política, Lidiane vendía leche en la puerta de la casa de su madre. Como alcalde ganaba 12.000 reales.

En los últimos tiempos, la alcaldesa tenía más presencia en las redes sociales que en actos de gobierno.

Además de haberse apropiado de dinero público, Leite no dedicaba demasiado tiempo a sus tareas como gobernante. Miembros de su gabinete confirmaron que no se la veía a menudo y que recibían órdenes a través de la red de mensajería de celular.

Una orden de arresto fue emitida el jueves contra Leite y su novio, Beto Rocha, quien era su principal consejero.

El sábado el vicealcalde de la ciudad tuvo que tomar posesión del cargo y prometió que llevará a cabo una investigación completa.

Beto Rocha, el novio de la alcaldesa, ya había tenido problemas con la justicia y se le había prohibido lanzar su candidatura para la alcaldía en 2012, acusado de actos de corrupción.

No reparó en ese detalle la candidata cuando ganó las elecciones en 2012 y colocó a Rocha como principal consejero.

De acuerdo a Folha de San Paulo, la alcaldesa era popular por publicar fotos en las redes sociales de sus lujos.

El abogado de Leite, Carlos Barros, afirmó la alcaldesa no estaba al tanto de ninguna irregularidad.

"Era demasiado joven e inexperta cuando asumió el cargo", dijo su abogado. "Carecía de confianza y le delegaba muchas funciones al señor Rocha".

Leite y Rocha estuvieron en pareja hasta principios de año. Luego de la separación, abandonó su cargo de asesor.

Después de que la funcionaria fue mencionada en una investigación federal por el mal uso de los fondos estatales destinados a la educación del municipio Bom Jardim, se reportó que Leite se dio a la fuga.

La operación emprendida por las autoridades se denomina Edén.

El precario sistema escolar de la ciudad ha colapsado. A los maestros no se les han pagado.

Un juez estatal indicó que emitirá una orden de arresto internacional si para el martes la funcionaria no se presenta por su cuenta.

 

Dejá tu comentario