Nacional

Tras acusaciones de Sarkozy está Argentina, afirma la oposición

La red social Twitter se colmó de opiniones políticas por los dichos de Sarkozy. La oposición respaldó las acciones de gobierno y culpó a Cristina Fernández

 

La oposición política respaldó las acciones tomadas por el gobierno respecto a la crisis diplomática con Francia. El presidente Mujica habló en las últimas horas con los líderes de los principales partidos políticos para informarle sobre los pasos a dar y fue respaldado en sus acciones. 

El sistema político uruguayo reaccionó rápidamente ante las afirmaciones del presidente francés, Nicolas Sarkozy, quien tildó a Uruguay como "paraíso fiscal" y respaldó las acciones tomadas por el gobierno. Una de las vías más rápidas para dar a conocer sus opiniones fue la red social Twitter.

El director de la DGI, Pablo Ferreri, calificó de "inadmisible" el hecho de tildar a Uruguay como paraíso fiscal y dijo que el sistema tributario uruguayo contiene todos los elementos de transparencia necesarios para asegurar cristalinidad, entre ellos citó el IRNR (Impuesto a la Renta de los No Residentes) y los precios de transferencia.

Otros eligieron la crítica indirecta o en algunos casos muy directa a la presidente argentina, Cristina Fernández, deslizando que detrás de las afirmaciones de Sarkozy aparece la figura del gobierno de su país.

El líder colorado Pedro Bordaberry responde uno de los tweets del líder nacionalista Jorge Larrañaga señalando: "Argentina es quien nos denunció; Uruguay tendría q llamar también al embajador argentino".

El diputado nacionalista Jaime Trobo dice que aparecen estos dichos de Sarkozy "justo cuando Argentina acuerda pagarle al club de Paris", y en otro tweet expresa: "Lo de Sarkozy es grave, lo más penoso es que detrás de esto están nuestros "hermanos"".

El presidente del Directorio del Partido Nacional, Luis Alberto Heber, dijo en uno de sus tweet: "lo peor es que también en el G20 estaban Brasil y Argentina y funcionó muy bien el Mercosur, se callaron la boca en silencio cómplice". Y en otro mensaje, agregó: "hay intereses para que no vengan inversiones a nuestro País. De los poderosos lejanos y sobretodo cercanos. No sea cosa que den empleo aquí".

En tanto, Larrañaga consideró -en varios de sus mensajes- que lo del presidente francés "fue una verguenza" y que los países europeos, como Francia, "no pueden con la crisis y vienen a exigir a los países chicos. "Es la frivolidad y ligereza de un club de ricos venidos a menos, que se ensañan con Uruguay que respeta el orden internacional". "En esto no hay colores, sólo nacionalismo de país sin mezquindades", dijo.

Para Analía Piñeyrúa, "el gobierno actuó bien. La actitud debería ser la misma siempre, cuando de nuestros vecinos se trata, también". En tanto, Heber dijo apoyar la medida del gobierno en llamar al embajador Francés a presentarle nuestra protesta y que venga nuestro embajador en Francia". "Tenemos que reaccionar rápido, fuerte y unidos; somos un país serio y no admitimos este insulto gratuito".

Por su parte, el ex canciller y senador nacionalista Sergio Abreu, dijo a Subrayado que "las expresiones son imperiales, denotan que no conoce el principio de igualdad entre los Estados. Decir que va a excluir a nuestro país de la comunidad internacional es inadmisible; Uruguay no es ni nunca fue un paraíso fiscal". 

LA OPINIÓN DE MUJICA

El presidente de la República, José Mujica, dijo a Subrayado que "son una barbaridad" los dichos del presidente francés, Nicolas Sarkozy, quien nombró a Uruguay como "paraíso fiscal" y país no cooperante en materia de intercambio de información tributaria.  

"Nos parece una generalización y establecemos nuestra protesta", dijo el presidente Mujica. "Por ese motivo, es que hemos convocado a nuestro embajador en Francia para que venga" y también mediante los oficios de Cancillería convocamos al representante diplomático de Francia en nuestro país".

"Uruguay tiene un acuerdo de cooperación en materia de intercambio de información financiera con Francia; no sé si el presidente Sarkozy estará enterado de eso", dijo el mandatario. El próximo lunes, el Consejo de Ministros analizará las críticas de Sarkozy.

Dejá tu comentario