Política el Gucci | Daniel Martínez | lucro cesante | Violación moral

Justicia rechazó demanda de El Gucci contra Daniel Martínez, Goyeneche y Di Candia

Segun la jueza, el eventual daño que haya sufrido el artista "no fue causado por los demandados", sino un efecto de las redes sociales

El diario El Observador informa que la jueza de Primera Instancia en lo Civil de 4° Turno, Ana María Bello desestimó la demanda civil por 330.000 dólares iniciada por Gustavo Serafini, conocido como El Gucci.

El cantante consideró excandidato presidencial Daniel Martínez, así como sus excolaboradores Fabiana Goyeneche y Christian Di Candia le generaron perjuicios económicos y daño moral por hacerse eco de las denuncias anónimas que circularon en redes sociales sobre presunto abuso y acoso sexual contra distintas mujeres.

Para la magistrada, el eventual daño que haya sufrido el artista "no fue causado por los demandados". Atribuyó daño al "comportamiento de terceras personas que manejan las redes sociales anónimamente y sin responsabilidad".

"La conducta de las partes ha sido correcta, cada parte defendió su postura sin malicia temeraria, por tanto no impondrá sanciones", señaló la jueza en su escrito.

No así, en cambio, en los dirigentes demandados, cuyas acciones se enmarcaron en "una decisión política en el derecho de libertad de expresión" al hacer declaraciones a la prensa, sin "configurar un ataque a la dignidad de la persona".

El documento de 23 páginas señala que no existe "ánimo subjetivo en la conducta" de los tres demandados de "dañar o injuriar los derechos" de El Gucci, "ni exponerlo al escarnio público".

El conflicto se generó a partir del anuncio de la incorporación de Serafini a un sector político del Frente Amplio.

Daniel Martínez, por entonces líder de la coalición, pidió al artista abstenerse de integrar la lista en virtud de la ola de denuncias anónimas contra él sobre comportamientos inapropiados

Incluso el propio Martínez acudió a la casa de El Gucci con una delegación para convencerlo de mantenerse distante de la política en plena campaña electoral.

En principio, el presidenciable había concurrido al acto de Baluarte Frenteamplista se había abrazado con Serafini para las fotos y dado señales de su apoyo. Pero luego cambó de opinión presionado por sectores feministas que apoyan al FA. En ese marcó, también criticaron su ingreso a la política

Las denuncias contra el cantante eran anónimas y ninguna llegó a concretarse en los juzgados. Sin embargo, afectaron seriamente su imagen pública y, según dijo, debió cancelar compromisos profesionales.

Ante esa situación, El Gucci entabló una demanda civil y reclamó U$S 70.000 a Martínez, US$ 60.000 a Goyeneche y US$ 50.000 a Di Candia por violación moral a su imagen. A su vez exigía US$ 150.000 por lucro cesante, es decir ingresos que dejó de percibir por la afectación a su imagen pública.

Dejá tu comentario