PolíticaAUF | Ministerio del Interior | Walter Alcántara | Wilmar Valdez

El Ministerio del Interior fue determinante en la contratación de cámaras para la AUF

En un comunicado, el jueves pasado, el Ministerio negó cualquier injerencia o determinación. Sin embargo, documentos prueban lo contrario.

El jueves 9 de agosto, a través de un comunicado, el Ministerio del Interior aseguró que “jamás insinuó ni direccionó” a la AUF en la contratación de la empresa DDBA que instaló las cámaras de identificación facial en el estadio Centenario.

Este comunicado del Ministerio respondía a la información publicada ese jueves por el semanario Búsqueda en base a uno de los audios que investiga la Fiscalía con conversaciones grabadas entre el empresario Walter Alcántara y el presidente de la AUF Wilmar Valdez en el año 2016.

Embed

En una de esas grabaciones Valdez le dice a Alcántara (interesado en el negocio) que el Ministerio del Interior se llevaba “una cometa” de la empresa que ganó la licitación de las cámaras, y que por eso la habían elegido.

“Está el Ministerio (del Interior) metido. Está el Ministerio metido y adentro del Ministerio va la cometa de la empresa que ganó. Tiene que ser de esa forma, ¿me entendés?”, le dijo Valdez a Alcántara, que por entonces representaba a una de las empresas que pretendía ofertar.

El Ministerio del Interior negó tal acusación. “La cartera jamás insinuó ni direccionó la contratación de ninguna de las empresas que participaron del llamado. En todo momento se informó a las autoridades de la Asociación -en la persona de su entonces presidente, Esc. Wilmar Valdez, que dicha decisión era de absoluta y exclusiva competencia de la AUF, dueña del procedimiento de selección de la mejor propuesta”, dice el comunicado.

DOCUMENTOS

Sin embargo, existen documentos que prueban la incidencia que tuvo el Ministerio del Interior en la elección de la empresa DDBA, que había quedado en segundo lugar, detrás de la empresa Servinfo, que había sido seleccionada como la mejor oferta y estaba en el primer lugar.

El Observador publicó el sábado de noche el texto de varias comunicaciones dirigidas a la AUF y al Ministerio del Interior escritas por la consultora ITC (una empresa de Antel convocada para el análisis técnico de las ofertas por las cámaras).

En esas comunicaciones internas ITC informa que Servinfo ganó la licitación, pero que el Ministerio del Interior tiene dudas sobre la experiencia de esta empresa y que por eso prefiere que se adjudique la compra de las cámaras a DDBA.

Esto incluso cuando la oferta de Servinfo es 16% más económica que la de DDBA, destaca El Observador.

"Como es de su conocimiento, la AUF comunicó al Ministerio del Interior que la propuesta presentada por la empresa Servinfo quedó en primer lugar, luego del proceso de evaluación técnico-económico realizado por ITC para la AUF", escribió la consultora de Antel en una nota enviada a la AUF.

CAMBIO DE DECISIÓN

El 31 de octubre de 2016, en una reunión entre ITC y el Ministerio del Interior se resolvió nombrar a DDBA como la ganadora de la licitación, por encima de Servinfo.

El Observador da cuenta de un resumen de la reunión enviado por ITC a la AUF para informar de la decisión.

Allí se informa que para el Ministerio era “un riesgo” contratar a Servinfo por su “falta de experiencia”. En esa comunicación se indica además que el Ministerio había expresado “su total satisfacción" con la oferta de DDBA, “no solamente con la calidad de la propuesta y la solución presentada, sino también con la experiencia de la empresa y los equipamientos ofrecidos”, agrega la nota.

En ese mismo texto (enviado por ITC a la AUF) se indica que el Ministerio había presentado “en diferentes oportunidades, tanto formales como informales, numerosas objeciones y observaciones de parte del equipo técnico del ministerio hacia esta propuesta (la de Servinfo), indicando la no aceptación de la misma”.

“A través de diferentes instancias con el Ministerio del Interior se fueron aclarando dudas y levantando observaciones técnicas referidas a la propuesta presentada por la empresa Servinfo. Si bien las principales objeciones técnicas se fueron aclarando a lo largo del proceso, el equipo técnico del Ministerio mantuvo su posición respecto a la falta de experiencia de la empresa Servinfo en reconocimiento facial y el riesgo que esto representa para el éxito el proyecto", escribió ITC en su informe a la AUF.

Al final, la empresa técnica asesora terminó recomendando a la AUF la contratación de DDBA: “Considerando que el principal operador del sistema será el Ministerio del Interior, es de suma importancia obtener su total apoyo y compromiso con la solución que seleccione la AUF. Es que si bien el proceso de evaluación técnico económica de la ofertas presentadas concluyó que la oferta de la empresa Servinfo cumple con las especificaciones técnicas requeridas y es un 16% más económica que la oferta de DDBA ajustada, recomendamos a la AUF adjudicar a la empresa DDBA la compra del sistema de Videovigilancia y Control de Acceso por Reconocimiento Facial para el Estadio Centenario, Ministerio del Interior y Unidades Móviles”.

JORGE VÁZQUEZ

El subsecretario del Interior Jorge Vázquez fue quien participó de las negociaciones y evaluaciones junto a la AUF y la consultora ITC para la selección de las cámaras de identificación facial en los estadios como forma de mejorar la seguridad en los espectáculos deportivos.

En el comunicado del pasado jueves 9, Vázquez niega cualquier injerencia en la decisión de contratar a DDBA e informa que le pidió al Fiscal General Jorge Díaz que lo investigue si es necesario, para lo cual le envió toda la documentación acerca del proceso de licitación de la AUF.

Vázquez también informa que le pidió al presidente del Frente Amplio Javier Miranda que convoque al Tribunal de Conducta Política para que analice si su comportamiento se apartó de las normas éticas.

Por último, el subsecretario del Interior y hermano del presidente Tabaré Vázquez también se puso a disposición de la Junta de Transparencia y Ética Pública (Jutep) para que investigue su accionar.

Vázquez y el Ministerio del Interior aseguran que su participación en la licitación por las cámaras fue únicamente como asesoramiento técnico.

NO HAY NADA

La fiscal Silvia Pérez es quien investiga la presunta extorsión sobre Valdez por parte de Alcántara (por grabar las conversaciones y enviárselas al candidato en la AUF Arturo Del Campo).

Consultada por Subrayado el sábado dijo que ahora investiga esto y que más adelante seguirá con el tema de la licitación de las cámaras para la AUF y la participación del Ministerio del Interior en ese proceso. Paso paso, dijo la fiscal.

Este domingo El País agrega que por el momento la fiscal Pérez no encontró en los audios que tiene ningún indicio de que una empresa se haya beneficiado de forma ilícita en la licitación de la AUF.

También asegura que en los audios que ella tiene no se nombra a Jorge Vázquez.

Dejá tu comentario