Nacional

El cerebro depende un 75% del estilo de vida y 25% de lo genético

Para mantener joven la mente, un neurocientífico recomienda comer menos, hacer más ejercicio aeróbico y cultivar "la felicidad de las pequeñas cosas"

Comer menos, hacer ejercicio, aprender un idioma, escribir y leer, viajar e interesarse por los demás, ser feliz con las pequeñas cosas, son algunas de las recomendaciones para mantener el cerebro activo a lo largo de la vida.

Algunos investigadores suman ahora otro factor de carácter emocional: la necesidad de disfrutar de la vida, según un informe publicado hoy por 20minutos de España.

En algunos casos se da después de los 50 años, en otros después de los 60. Es el inicio del fin de la vida, porque "se pierde la emoción que es la energía que nos mantiene vivo", explica Mora.

Según ex experto, está en las manos del ser humano envejecer con éxito, defendiendo las capacidades cognitivas

Se trata de no sucumbir al "apagón emocional", como dice el neurocientífico y catedrático de Fisiología Humana de la Universidad Complutense de Madrid, el doctor Francisco Mora,

La contribución de la genética puede estar en un 25%; el cerebro depende en un 75% del estilo de vida que cada uno desarrolle.

 Todos estos consejos aparecen en el libro "¿Se puede retrasar el envejecimiento del cerebro?" publicado por el catedrático

 

Comer menos y de modo saludable

Estamos sobrealimentados; producimos radicales libres que son un daño para el cerebro y el resto del cuerpo. La restricción calórica es uno de los instrumentos que aumentan el numero de neuronas nuevas en áreas que tiene que ver con la memoria.

 

Ejercicio físico aeróbico

Hacerlo con regularidad oxigena el cerebro y entran sustancias que lo rejuvenecen. El cuerpo está diseñado para correr y saltar, desde que nos hemos hecho sedentarios padecemos muchas más enfermedades.

 

Ejercitar la mente

Mora recomienda viajar mucho, no vivir solo y adaptarse a los cambios sociales. Aprender un idioma nuevo es muy recomendable, sobre todo si se supera los 40 años.

 

Felicidad de las pequeñas cosas

A estas tres claves básicas les suma algunas más como procurar no vivir con estrés y con desesperanza, dar sentido a la vida con agradecimiento, alcanzar la felicidad de las pequeñas cosas, evitar el "apagón" emocional y disfrutar de un sueño placentero "solo con la luz del cielo".

 

 

Dejá tu comentario