PolicialesToledo

El asalto a los tiros en Toledo no terminó en una tragedia mayor de milagro

Uno de los delincuentes tomó a una mujer de rehén y rodeado por más de 50 personas en un super y un local de pagos. Dos heridos.

Dos violentos delincuentes llevaron el pánico a un comercio de Toledo y no provocaron una tragedia mayor de milagro.

Con un arma de fuego modificada para disparar como una ametralladora, uno de los delincuentes tomó de rehén a una mujer que estaba con una niña y así pretendió entrar a robar a un supermercado.

Mientras, su cómplice fue al local de pagos lindero con un marrón para intentar romper los vidrios.

Todo sucedió en un minuto, cuando había unas 40 personas haciendo cola para pagar y cerca de 20 clientes estaban adentro del supermercado.

El guardia de seguridad del local y un policía que estaba en el lugar se decidieron a intervenir para evitar el asalto.

El policía fue el primero que reaccionó y se tiroteó con el delincuente armado, quien en la huida disparó para todos lados sin control.

Un joven de 19 años fue herido en el pecho y una esquirla impactó en el guardia de seguridad, mientras la gente corría en todos los sentidos y la niña que estaba con la mujer tomada de rehén no sabía qué hacer y era contenida por vecinos.

De milagro los disparos no se cobraron otra víctima. La tragedia pudo haber sido mucho mayor.

El dueño del supermercado contó a Subrayado el minuto de terror que vivió junto al medio centenar de personas que estaban en el lugar.

Las imágenes captadas por las cámaras de seguridad (que acompañan esta nota) muestras la violencia de los delincuentes y el susto de las víctimas.

Temas

Dejá tu comentario