Toledo | rapiña

Declara el sospechoso de matar a la almacenera: se había escondido en un monte

Se trata de un hombre de 37 años. Para su captura se requirió de un importante despliegue policial en la zona, que incluyó un helicóptero.

Alicia Álvez de 68 años fue asesinada de varias puñaladas en el abdomen el domingo en su pequeño almacén de Toledo. Se presume que el autor la mató en el marco de una rapiña: el arma homicida fue una cuchilla de mango blanco de 20 centímetros, que quedó en el comercio. La mujer asesinada era la madre de un policía.

Como fruto de las averiguaciones, la Policía llegó a identificar al sopechoso del crimen, un hombre de 37 años.

Este martes de tarde los efectivos llegaron hasta la casa del supuesto autor, pero previo al allanamiento el sospechoso se escapó por los fondos de la vivienda.

Cuando los policías irrumpieron en la casa, el buscado ya no estaba. Posteriormente mismo en Toledo se montó un operativo por aire y por tierra para intentar dar con el requerido.

Vecinos de un monte ubicado próximo a calle Seis Hermanos y San fortín alertaron a la Policía sobre la presencia de un extraño en el terreno. Con la participación del helicóptero policial, los efectivos finalmente pudieron localizar al sospechoso escondido en el monte.

El hombre estaba tirado en el suelo y cubría su cabeza con una bolsa de arpillera. Quedó detenido y desde las 9 de la mañana de este miércoles es indagado por la fiscal de Toledo, Alicia Ghione, quien está a cargo de la investigación del crimen de la comerciante.

Dejá tu comentario