SociedadSalud | Meningococo B

Pediatra alerta que casos de meningitis fulminante son muy difíciles de prever

Álvaro Galiana sostuvo que la infección evoluciona drásticamente en muy pocas horas.

El pediatra e infectólogo, Álvaro Galiana, explicó que la infección fulminante por meningococo es muy difícil de prever, aunque hay factores de riesgo.

“Todos somos susceptibles de tener la enfermedad, nadie está libre”, afirmó Galiana. El especialista sostuvo que los casos son más frecuentes en menores de 5 años, pero particularmente en menores de dos, porque “tienen una respuesta inmunitaria que no es suficientemente completa como para evitar” la enfermedad.

Si bien hay vacunas para algunas de las bacterias que provocan este tipo de meningitis, no se dan en forma masiva. Solo en caso de brotes. Si se trata de un caso aislado, se hace profilaxis en el entorno.

Galiana explicó que es muy difícil prever esta infección y, por lo tanto, cuando es diagnosticada evoluciona drásticamente en pocas horas.

“Es una situación muy dramática, porque la enfermedad es tan grave y tan fulminante, que un niño que ayer estaba jugando, hoy puede tener la enfermedad y puede morirse en muy pocas horas”, sostuvo Galiana.

Un niño de un año y dos meses murió de púrpura fulminante este fin de semana en el Centro Auxiliar de Pan de Azúcar.

Dejá tu comentario