AFP

La hambruna en Madagascar es producto de la pobreza, no del cambio climático (estudio)

La actual hambruna en el sur de Madagascar se debe a la pobreza y las variaciones naturales del clima, y no al calentamiento del planeta, estimó un estudio publicado este jueves.

La actual hambruna en el sur de Madagascar se debe a la pobreza y las variaciones naturales del clima, y no al calentamiento del planeta, estimó un estudio publicado este jueves.

La mitad sur de esta isla situada en el Océano Índico sufre una extrema sequía, inédita desde hace décadas, que ha precipitado a 1,3 millones de personas a un estado de malnutrición aguda.

El Programa Alimentario Mundial (PAM) calificó en junio esa hambruna como la primera provocada por el calentamiento del planeta a causa de actividades humanas. Las autoridades malgaches apoyan esa teoría.

"Mis compatriotas pagan el tributo de una crisis climática a la que no han participado", insistió el presidente malgache Andry Rajoelina en la última conferencia del clima de la ONU en Glasgow (COP26).

La World Weather Attribution, una red de científicos pionera que se especializó en la correcta atribución de los fenómenos climáticos, asegura que eso es incorrecto.

Durante los dos últimos monzones (2019-2020 y 2020-2021), la cantidad de lluvia que cayó en esa región fue un 60% inferior a la media normal.

Ese déficit durante 24 meses consecutivos (desde julio de 2019 a junio de 2021), fue sin embargo menos severo que durante el episodio de 1990-92, según las estimaciones de la WWA.

La probabilidad de que un fenómeno así se produzca cada año es de una entre 135, explica el estudio.

Y esa situación "no ha aumentado de manera significativa" a causa del cambio climático, estiman los investigadores.

Estos resultados coinciden además con la última evaluación del grupo de expertos sobre el clima de la ONU (Giec) publicado en agosto.

"Nuestros resultados no son sorprendentes (...) Me sorprendió más el hecho de que la ONU la haya etiquetado com hambruna causada por el cambio climático", indicó a la AFP Friederike Otto, de la universidad de Oxford.

Con algunas excepciones, como la gran intensidad de la canícula que golpeó a Norteamérica el pasado verano, "los fenómenos (climáticos) extremos son una combinación de cosas", explicó esta experta.

"El cambio climático es un factor entre otros muchos, a veces importante, a veces pequeño, o a veces no lo es en absoluto", añadió.

"Es importante no suponer automáticamente que cualquier desastre está relacionado con el cambio climático" insiste Friederike Otto, quien destacó que el calentamiento del planeta "no es el único motor de las desigualdades" en el mundo.

abd/jz/mb

FUENTE: AFP

Temas

Dejá tu comentario