Policialesfemicidio

Condenan a 26 años de cárcel al hombre que mató a su madre a golpes

La fiscal Sabrina Flores logró que se imputara al hombre de 56 años un femicidio. La mujer apuntaba en una libreta los golpes que recibía.

La víctima tenía 87 años y su hijo 56, de iniciales J.G.F.R. El caso ocurrió el 16 de marzo del año pasado en una modesta vivienda de la zona de Malvín Norte.

La anciana murió una semana después tras permanecer internada en el CTI de Médica Uruguaya.

La fiscal del caso, Sabrina Flores, sostuvo que el hombre vivía con su madre desde principios de la década del 90 y desde entonces ejercía violencia física, psicológica y económica sobre la mujer.

La violencia ejercida era tal que la víctima escribía apuntes de los apremios físicos a los que era sometida y que fueron incautados por la Policía durante la investigación.

Asimismo, vecinos de la zona tenían conocimiento de estos hechos y veían a la mujer con las marcas de los golpes en su cuerpo.

En la noche del 16 de marzo de 2018 el ahora condenado agredió brutalmente a su madre, una vez más.

Le propinó golpes de puño y la dejo tirada en el piso de la casa. Luego se comunicó con su sobrino, nieto de la víctima, al que le dijo que la mujer se había caído y estaba golpeada.

Al lugar concurrió una asistencia móvil y el victimario dijo a los médicos que la mujer se había golpeado al caer.

Ya en la ambulancia y todavía lúcida, la mujer le dijo al médico y al enfermero que había recibido golpes por parte de su hijo. Les contó además que era una práctica habitual del imputado.

La mujer fue ingresada a la mutualista donde permaneció internada durante una semana hasta que finalmente falleció debido a las lesiones sufridas.

En las últimas horas se llevó a cabo el juicio oral y este lunes se conoció la sentencia de condena.

La fiscal Flores pidió una condena de 28 años de prisión por la comisión de un delito de homicidio especial y muy especialmente agravado por haberse cometido contra su madre, y el agravante por cometerse contra una mujer por motivos de odio, desprecio y menosprecio por su condición de tal (femicidio).

La jueza penal finalmente sentenció a 26 años de prisión atendiendo la condición de primario del imputado.

Embed

Dejá tu comentario