Nacional

A las 16.30 horas, colorados presentan pruebas contra Venegas

El senador Amorín Batlle confía que la Corte Electoral de trámite a la denuncia. La historia del ministro nacido en Chile que se considera un médico uruguayo

La Corte Electoral dará trámite al pedido que el Partido Colorado realizará esta tarde para que se analicen las eventuales irregularidades que habilitaron al ministro del Salud Pública a ejercer su cargo pese a no ser ciudadano legal.

Así lo confirmó el presidente del organismo, Ronald Herbert, quien sostuvo que el caso se analizará porque la corte tiene “competencia en el tema”.

Sin embargo, no se animó a vaticinar qué consecuencias podría tener el trámite del líder de Propuesta Batllista, José Amorín Batlle, quien dice tener pruebas que Venegas, nacido en Chile, inició su gestión sin habilitación de la ciudadanía legal.

Integrante del Partido Comunista, el jerarca ya ejercía como viceministro en 2010, y eventualmente era el titular de la cartera durante los viajes de Daniel Olesker, primer ocupante del cargo durante la Administracion Mujica.

Nacido en Santiago de Chile en 1948, Venegas se radicó en Uruguay en los años 60. Aquí estudió medicina y militó en la Federación de Estudiantes Universitarios. En los años 70 se exilió en México y luego en Cuba, donde hizo posgrados.

De regreso en Uruguay, sacó credencial cívica en 2004 con un certificado de residencia legal.

Para tener otros documentos como ciudadanía legal o pasaporte uruguayo, el ministro debió realizar un trámite conocido como “transcripción de partida de nacimiento”. Ese último trámite es el que se busca en el Registro de Estado Civil.

Según el artículo 176 de la Constitución, los requisitos para ser senador o ministro son idénticos: ciudadanía natural en ejercicio, o legal con siete años de ejercicio.

El artículo 75 afirma que la ciudadanía recién comienza a regir después de tres años de otorgada la carta.

Según el denunciante Amorín, recién en 2014 el ministro estaría en condiciones legales de ejercer su cargo.

Un informe de El país recuerda el caso de Orlando Virgili, un dirigente colorado que ganó la Intendencia de Canelones en la década de 1960. Al haber nacido en Italia y no haber completado los siete años de ciudadanía legal, Virgili debió renunciar a su cargo.

Dejá tu comentario