El campo se movilizó para visibilizar problemática de pequeños productores

Sostienen que la pérdida de rentabilidad por el aumento de las tarifas y de los combustibles, vuelve inviables a los pequeños productores.

24 de febrero de 2016, 21:41hs

Un grupo de pequeños y medianos productores rurales había convocado para esta mañana a concentraciones en los 19 departamentos del país, para protestar -por segunda vez en lo que va del año- por el aumento en el precio de las tarifas y el combustible que, según reclaman, conspira contra la productividad del sector, en un contexto de baja de los precios de los commodities agropecuarios.

La movilización tuvo lugar luego de que les fuera presentado el plan de subsidio en dólares a la producción lechera, que no fue bien recibido por los productores.

La proclama fue acordada por las diferentes gremiales del país que participaron en la movilización y fue leída en todos los puntos de concentración.

En Rocha, la movilización fue la intersección de las rutas 9 y 15. Se unieron al reclamo del sector lácteo, y enarbolaron la consigna “sin pequeños productores no hay justicia”, y sostuvieron que “este gobierno ha armado todo para las grandes empresas, fundamentalmente las transnacionales”. 

Una de sus intenciones, es transmitir a la población urbana las dificultades a las que se enfrentan en este momento los productores rurales, específicamente los lecheros, que en general se desempeñan en predios de tamaño mediano a chico, con un gran índice de familiarización del trabajo.

En general, los pequeños y medianos productores del sector lácteo no cuentan con un respaldo en capital que les permita sostener su producción si no logran colocar en el corto-mediano plazo sus productos.

Uno de los manifestantes señaló que "no es el campo contra la ciudad (...) esta no es una movilización ni de latifundistas, ni de oligarcas, ni de terratenientes". Aclaró que los tamberos manejan explotaciones inferiores a 100 hectáreas, y que el grupo está integrado por "más de 4.000 productores que son el último entramado del Uruguay rural en términos humanos que hemos ido perdiendo", y acotó que "en los últimos 10 años de gobierno del Frente Amplio desaparecieron 10.000 productores rurales".

La causas son diversas, pero las dificultades tanto para la colocación de su producción, como para el acceso a servicios y a financianción tiene que ver en esto.

En Río Negro los productores se instalaron en la Ruta 3. Afirmaron que la situación es crítica en Young, en una zona que constituye un enclave fundamental de la producción agropecuaria nacional.

Según dijeron, varias empresas que están instaladas en la ciudad no logran cubrir los costos operativos.

Afirmaron que el crédito concedido por el Estado es una “cortina de humo”, porque es en dólares y “la leche se pega en pesos”.

Lo que reclaman puntualmente es que el gobierno baje los costos de la producción del litro de leche, a saber, de aportes, luz, agua, o gas oil.

Por su parte, los productores de Rivera se preguntaron “cómo siguen gastando recursos para sostener el dólar, porque están sangrando a las empresas, que los costos son altísimo en pesos, (…) y por otro lado, se les va disparando la inflación y es una olla a presión. Cuando salte la tapa los más perjudicados van a ser los que perciban un salario en pesos”.

En Colonia, los productores agregaron que la pérdida de rentabilidad del sector lácteo, que según consideran, atraviesa la crisis más severa de su historia, afecta a toda la cadena agroindustrial, y que se traduce en la pérdida de puestos de trabajo.

MGAP ACUSA RECIBO. El ministro de Ganadería, Tabaré Aguerre, valoró que los productores rurales pudieran manifestarse libremente, pero consideró que las soluciones se encuentran sentándose a negociar, y que “a veces no se resuelven todos los problemas (...) porque hay situaciones donde la situación es muy difícil si no cambian los precios”.

Dejá tu comentario