Así quedó el avión tras estallar en aeropuerto de San Francisco

Como resultado dos pasajeros chinos murieron y 182 están heridos; 49 en estado de gravedad.  La empresa descartó negligencia de los pilotos. Imágenes.

 

El Gobierno surcoreano y la compañía Asiana Airlines despacharán hoy a sus respectivos equipos a San Francisco (EEUU) para investigar el accidente del vuelo 214 de esta aerolínea. Hasta el momento dejó un saldo de dos muertos y 182 heridos.

El avión, un Boeing 777 con 307 personas a bordo (291 pasajeros y 16 tripulantes) procedente de Shanghai y que hizo escala en el aeropuerto surcoreano de Incheon, se estrelló al aterrizar en el aeropuerto internacional de San Francisco.

Dos de los ocupantes fallecieron, mientras que 182 fueron trasladados a hospitales, de los cuales al menos 49 se encuentran en estado grave, según explicron autoridades estadounidenses y surcoreanas.

Según la empresa, en el vuelo 214 viajaban 141 ciudadanos chinos, 77 coreanos, 61 estadounidenses y un japonés.

El director de Aviación del Ministerio de Transporte, Choi Jeong-ho, explicó en rueda de prensa que la causa exacta del accidente aún debe ser determinada.

"Nuestros investigadores revisarán en primer lugar la caja negra, el audio de la torre de control y cualquier otra información a la que se pueda acceder con prontitud para poder determinar la causa", precisó en declaraciones recogidas por Yonhap.

Aparentemente, el avión realizó la maniobra de aterrizaje con un ángulo anormal y golpeó la pista con la parte trasera al tomar tierra.
Como consecuencia de ello, el piloto perdió el control y el aparato se arrastró envuelto en una densa columna de humo blanco hasta que se detuvo.

Más de un centenar de pasajeros pudo escapar por dos puertas en el costado izquierdo de la aeronave empleando las rampas inflables para las salidas de emergencia, antes de que se prendiera fuego. 

EFE

Dejá tu comentario