Nacional

Proponen plan de alto impacto para recuperar la zona de Casavalle

Las medidas buscan mejorar los niveles de seguridad en el barrio y procuran la reinserción al sistema educativo. Apenas 2 de cada 100 jóvenes termina el liceo.


A raíz de los enfrentamientos entre bandas de narcos y la tensión que viven los vecinos del barrio Casavalle, el sociólogo Gustavo Leal, reclamó la aplicación de un plan de alto impacto para 40 puntos de pobreza crítica, dentro de la zona metropolitana. El especialista afirma que en esas “micro comunidades” el Estado fracasó y la delincuencia le disputa el poder a las propias instituciones.

Entrevistado por el programa Poder Pensar de Canal 20, el asesor del Ministerio del Interior aseguró que la pobreza en Uruguay ha descendido un 75% en las zonas rurales y en el interior del país. “El barrio Casavalle hace 40 años que lidera el ranking del barrio más pobre de la ciudad”, destacó Leal. El sociólogo aseguró que todavía un 45% de las personas que viven en esa zona están por debajo de la línea de pobreza. Se trata de una “pobreza persistente y dura”, dijo el especialista, que aún en períodos de expansión económica no es posible disiparla. En 2002 esa cifra alcanzaba el 75%.

Leal aseguró que quienes han logrado salir de la pobreza se han ido del barrio. En los últimos años Casavalle aumentó su población en un 56%, mientras que Montevideo creció sólo un 1%. 

Destacó que las medidas implementadas por el Plan de Emergencia tuvieron su efecto positivo y llevó que la pobreza bajara del 40 al 13%, pero “cumplieron su ciclo”. “Hay que pensar para los próximos años en un programa de altísimo impacto con fondos similares a los destinados al Plan de Emergencia (200 millones de dólares) focalizado en algunos territorios”, sentenció Leal.

El objetivo principal debe ser ganar territorio a la delincuencia. El sociólogo habló de un pacto de silencio que se gesta dentro del propio barrio. “Muchas veces grupos dedicados a la delincuencia van imponiendo determinado tipo de reglas, patrones de comportamiento donde el miedo y la inseguridad campea”, concluyó. La convicción de los vecinos del barrio es que el Estado ha fracaso en sus cometidos esenciales en la zona.

El ministro del Interior, Eduardo Bonomi, anunció la instalación de una comisaría en la zona de Casavalle-Marconi para frenar los enfrentamientos entre bandas de narcos. Bonomi había dicho en conferencia de prensa que la decisión de construir la nueva seccional no respondía a los tiroteos registrados en el barrio.

A menos de 24 horas del anuncio del Ministerio del Interior, un joven de 17 años, hijo de un narcotraficante de la zona, murió baleado en la cabeza.

EDUCACIÓN. Leal reveló algunos datos sobre la educación para entender la situación de Casavalle. Sólo 2 de cada 100 jóvenes terminan sexto año de liceo. El 49% de los jóvenes entre 15 y 17 años está marginado del sistema educativo y el 24,7% entre 15 y 24 años no estudia ni trabaja. Según el profesional, apenas el 0,4% de la población tiene estudios terciarios. En Montevideo, el promedio es 38% y en algunos barrios ese valor alcanza el 54%.

En cuanto a los hogares, el 42% no tiene acceso al saneamiento y el 22% no posee medios para calefaccionarse.

PLAN 7 ZONAS. El Ministerio de Desarrollo Social desarrollará un plan piloto denominado 'Siete Zonas' que pretende restablecer la presencia del Estado en cuatro barrios de Montevideo: Cantera del Zorro, Marconi, Chacarita de los Padres e Ituzaingó y en tres de Canelones: Vista Linda, Villa Manuela y Obelisco.

El plan atenderá los problemas de trabajo, educación, vivienda, salud y cuidado de los niños en base a tres ejes: la seguridad, el espacio público y el territorio. La recolección de residuos no llega a todos los puntos del barrio y la iluminación es mala. 

En el barrio se abrirán calles, se limpiarán los basurales, se construirá un paseo peatonal, habrá una cancha de fútbol de fútbol de césped sintético y un centro cívico con oficinas públicas y cajero automático.

Dejá tu comentario