Cómo guardar la sombrilla, limpiar championes, y más consejos

De vuelta en contacto para dejarles algunos consejos que creo les pueden resultar de mucha utilidad.

 

De vuelta en contacto para dejarles algunos consejos que creo les pueden resultar de mucha utilidad.

Ya muchos están de vuelta y han dejado las vacaciones atrás.

¿ La sombrilla la guardaste limpita? Acá te cuento cómo hacer.

 Abrir y lavar con agua jabonosa con un chorrito de lavandina, enjuagar con abundante agua y dejar abierta para secar bien. 

Tip, nada mejor que cerrar la sombrilla y cubrir con medias de nylon rotas; si es muy grande usar varias, las medias la sujetan, la protegen y la dejan respirar para que no se formen hongos.

Muchas veces durante el verano necesitamos aplicar una compresa. ¿ Se acuerdan las de la abuela?

Es una forma de aliviar quemaduras por mucho sol sobre la piel o picaduras molestas de insectos que aparecen en esta época del año.

¿Cómo se prepara una compresa?
Preparar una infusión con 500 cc.  de agua con 25 grs.  de hierbas secas o 75 grs.  de hierbas frescas.
Empapar un paño limpio y suave en la infusión bien caliente.  Retorcer bien (usar guantes para no quemarnos).  Sostener el paño sobre la zona afectada.  Cuando se enfría se cambia por otro de igual forma.

 Seguimos con consejitos de calor!!

En verano nuestros pies están más expuestos por esto, es importante cuidarlos y mimarlos mucho. Para empezar, deben de lavarse y secarse muy bien. Se pueden entalcar con partes iguales de talco sin perfume y bórax.

 Acá van varias recetas naturales para mantenerlos sanos y suaves! Frotar entre los dedos con aceite de ajo,  es una receta muy antigua pero a pesar del olor muy efectiva. Lavar los pies con partes iguales de agua tibia y vinagre de sidra es otra  buena opción. Frotar entre los dedos con yogur natural y dejar secar.  Luego lavar y secar muy bien. El aceite de tomillo y de romero para frotar es un remedio eficaz para evitar hongos.  Todas estas recetas es mejor hacerlas a la noche.

 Y ya que hablamos de “patitas”  si además tienen “olorete” acá va un clásico que funciona siempre!!!

1) Hervir tres cucharadas de cola de caballo en una taza de agua por 5 minutos. Dejar enfriar y agregar agua para un baño tibio de pies de 15 a 30 minutos, dos veces diarias. 2) Poner a hervir tres o cuatro bolsitas de té negro en un litro de agua durante diez minutos, añadir suficiente cantidad de agua fría para entibiarlo, dejar los pies en remojo durante aproximadamente 20 o 30 minutos, secar y luego aplicar una buena cantidad de talco o maicena en los pies. Hacer dos veces diarias hasta notar que hay mejoría. Después repetir dos veces a la semana para evitar que el olor vuelva.

Si ya se no es muy elegante andar hablando de olores…. ¿pero vos nunca quisiste tirar  los championes de tu hijo por la ventana? ;) Nos leemos la semana que viene! Sigan disfrutando del calorcito.

 

Dejá tu comentario