Por error, enfermera de Melo amputó la punta de un dedo a un bebé

El pequeño, de siete meses, que convive con su madre en la cárcel, ingresó al hospital por un dolor estomacal y se fue con media falange menos.

 

Un enfermera del Hospital de Melo le produjo una lesión en el dedo a un niño de siete meses que convive en la cárcel con su madre.

El pequeño ingresó al hospital por un dolor estomacal, explicó Fernando Torres, médico de ese centro de salud, y salió sin la mitad una falange del dedo índice.

La lesión se produjo cuando la enfermera que lo atendía le retiraba una gasa con una vía que le coloraron por el dolor estomacal, explicó Torres. El bebé perdió media falange y a la madre le dijeron que se trataba de “una lesión simple en la yemita del dedo”, agregó el médico.

Tras constatar lo sucedido la mujer llevó al niño a forense y el director de la cárcel tomó las medidas para que el niño fuera curado.

Dejá tu comentario