Nacional

"Nadie hacía nada, entonces dije que me tenía que tirar al agua"

Nicolás Pereira es un joven que vive en situación de calle y fue el primero en lanzarse al agua para salvar a la mujer que cayó ayer en la Rambla Sur.

Sergio Clavijo es hoy héroe nacional por rescatar a una mujer que se estaba ahogando en aguas del Río de la Plata. Pero hay un segundo héroe, que también tuvo el coraje de arrojarse al agua para rescatar a la moribunda mujer.

Ese hombre es Nicolás Pereira, un joven en situación de calle, quien se convirtió en el primer rescatista que apareció en la rambla.

Nicolás llegó desde Río Branco en busca de trabajo hace unos meses, y cuida coches mientras vive en refugios. Este viernes por la mañana estuvo de visita en el estudio del programa Hola Vecinos de Canal 10 y también habló con Subrayado.

El joven relató que estaba acostado, en los murallones de la rambla, guareciéndose del sol porque a esa hora de la tarde pegaba fuerte sobre la ciudad. De pronto, observó a un grupo de 10 a 15 personas que observaban hacia el agua.

Se aproximó al lugar y vio el cuerpo de una persona que se movía en las aguas. "Me acerqué más y me di cuenta que la mujer estaba con vida. Entonces decidí tirarme. Estaban todos y nadie hacía nada, estaban shockeados, todos gritaban y nadie se tiraba", dijo el joven explicando la determinación que tuvo para lanzarse al río.

"Nadie hacía nada, entonces dije que me tenía que tirar al agua", subrayó y relató que al ver la situación se puso muy nervioso por la impotencia que le generaba que nadie pudiera ayudar a aquella mujer.

"Las olas estaban muy fuertes, nunca me tiré con olas tan fuertes. He nadado muchas veces, pero con el mar tan picado nunca. Cuando me acerqué y estaba bastante cerca de la señora con la piola que me habían alcanzado, la llamé, le hablé, pero la señora no respondía nada". Nicolás cuenta que se empezó a quedar sin aire.  "No me di cuenta y me tiré con la campera y eso me hacía mucho peso al estar en el agua. Entonces decidí que tenía que regresar, darme vuelta, o sino también iba a morir ahogado".

Al preguntarle sobre si siente orgullo por el acto de coraje que tuvo, dijo que "era lo que había que hacer, como lo hizo ese otro señor que logró sacar a la mujer. Orgulloso estoy, ahora me rio porque estoy vivo aunque no pude salvar a la mujer, pero estoy acá para contarlo y ella está viva".

AYUDA. Subrayado se contactó con una mujer que estaba buscando a Nicolás. La mujer, sensibilizada por el coraje de este joven muchacho que vive en situación de calle y que tuvo la valentía de arrojarse al agua para salvar a una persona desconocida, decidió brindarle un lugar digno para vivir.

 

Dejá tu comentario