Nacional

Madre denuncia abuso sexual a su hijo internado en el Inau

La denuncia la realizó la madre de un menor de 13 años. Desde el organismo rechazan la acusación y dicen que el informe hospitalario no revela el abuso.

 

Yamila Marrero es la madre de un joven de 13 años con problemas psiquiátricos. La mujer recurrió al Inau y pidió que su hijo fuera internado en uno de los hogares. Debido a su enfermedad, el chico se fugaba de la casa durante todo el día y en ocasiones se ponía violento. Yamila jura que su hijo no se droga, ni toma alcohol y que todo es consecuencia de sus problemas psiquiátricos.  

Ethan fue derivado al Hogar Estación Esperanza, ex San Idefonso.  De allí se escapó al otro día de ser internado. Volvió a su casa, Yamila lo llevó nuevamente y la situación se repitió tres veces. La última vez el joven se fue a la casa de su padrastro a quien le contó, según señala su madre, que se había escapado porque lo habían obligado a practicarle sexo oral a varios internos.

La mujer denuncia que apeló al Inau para que le ayudaran con el problema psiquiátrico que presentaba su hijo, y ahora dice que allí le arruinaron la vida.

RESPUESTA. Según el Inau, el informe primario del hospital Pereira Rossell no encontró elementos que  corroboren el abuso sexual. Este miércoles el joven volvió al hospital para  realizarse más análisis.

Luego de conocer la denuncia, el Inau comenzó la investigación de urgencia. El Hogar estación Esperanza, en el kilometro 20.500  de la ruta 8, atiende a hombres con discapacidad intelectual, mayores de 15 años. Ehtan ingresó el 3 de febrero y al otro día ya no estaba.

Actualmente, hay 15 internos y por sus características, según la directora, están acompañados en forma constante.

 

Se trata de un hogar abierto que tienen 64 hectáreas. Tienen actividades internas y externas como asistencia a centros diurnos donde desarrollan alguna de sus potencialidades.

A la atención médica se suman juegos y tareas pedagóggicas como la cría de chachos, patos y cultivos en la quinta. 

Dejá tu comentario